Redacción Médica
21 de septiembre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:00

El juez investiga las cuentas bancarias del Sant Pau

Se persigue un presunto delito de malversación de fondos públicos

Jueves, 14 de febrero de 2013, a las 22:21

Redacción. Barcelona
El titular del Juzgado de Instrucción 22, Juan Emilio Vila Mayo, ha ordenado investigar los extractos completos del centenar de cuentas bancarias vinculadas a la fundación de gestión y patrimonial del Hospital Sant Pau de Barcelona desde el año 2000, momento desde el que se está investigando un delito de malversación de fondos públicos.

Ricard Gutiérrez, ex gerente ejecutivo del hospital.

En el auto, el juez indica que conocer los “datos relativos a las cuentas corrientes sería necesario para la práctica de la prueba pericial que viene acordada”. Admite asimismo que “dichos datos afectan a la intimidad, pero tal afectación debe ceder, ante el interés primordial de la investigación procesal, que de otra manera quedaría frustrada”, añade.

En la fundación que gestiona el centro, el hospital dispone de 42 cuentas, de las cuales 25 son corrientes, tres son de ahorro, ocho de crédito y seis imposiciones a plazo, en cuatro entidades bancarias diferentes.

Por otra parte, en la fundación patrimonial (que gestiona el patrimonio de la entidad) tiene 62 cuentas, de las que 39 son corrientes, tres de ahorro, dos de crédito y 15 son imposiciones a plazo en 15 bancos diferentes. El pasado jueves el juez ordenó la imputación de seis ex altos cargos por presunta malversación de fondos, entre los que se encuentran el ex alto cargo del Ayuntamiento y de la Generalitat José Ignacio Cuervo, y el ex alto cargo del Gobierno central Ricard Gutiérrez, denunciados por trabajadores del hospital por recibir el sueldo de un directivo sin ejercer tales funciones.

Exgerentes

También se cuentan los exgerentes del centro Joaquim Esperalba y Jordi Varela (que ya había sido citado a declarar), ex directivo del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut) y contratado en el Sant Pau como facultativo colaborador Mercè Cruells, y el exdirector de Recursos Humanos Felipe Carbajo, que sigue vinculado con el centro.

El juez trata de verificar que la prestación laboral de los contratos de Cuervo, Gutiérrez y Cruells se corresponden con la realidad, y también ha decidido imputar a los exdirectores de la fundación de gestión y al exdirector de Recursos Humanos por presunta vinculación con la firma. La médica y actual presidenta del Comité de Empresa, Carme Pérez, denunció en mayo a dos altos cargos del centro por consentir una "arquitectura fraudulenta" entre las distintas fundaciones del hospital, al que acusan de pagar nóminas e indemnizaciones irregulares a ex altos cargos públicos y patronos.