Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30

El Hospital de Cruces, referencia internacional en el manejo de enfermedades autoinmunes

Su manejo integral mejora el pronóstico de los pacientes y racionaliza los recursos

Martes, 19 de noviembre de 2013, a las 16:33

Redacción. Bilbao
La Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) ha acreditado a la Unidad de Enfermedades Autoinmunes (EAS) del Servicio de Medicina Interna del Hospital Universitario Cruces con el nivel III, su máxima distinción que la distingue como unidad de capacitación avanzada. El grupo, integrado en el Instituto de Investigación BioCruces, centra su labora en el lupus eritematoso sistémico y el síndrome antifosfolípido.

La Unidad de Enfermedades Autoinmunes del Hospital Universitario Cruces tiene una larga trayectoria en el campo de las EAS, constituyéndose como Sección específica del Servicio de Medicina Interna en 2010. Es la única unidad específica de estas características de Osakidetza, y está formada por cuatro médicos y una enfermera con dedicación completa. Cuenta además con la colaboración de diversos especialistas de los servicios de Nefrología, Obstetricia, Oftalmología, Dermatología y Psiquiatría, además del propio servicio de Medicina Interna. No en vano más de 120 médicos internos residentes (MIR) de diferentes hospitales españoles y extranjeros han completado su formación en EAS en esta Unidad.

Las enfermedades autoinmunes sistémicas (EAS) se caracterizan por su afección multiorgánica, su complejidad clínica, su carácter crónico y por afectar, en muchas ocasiones, a individuos jóvenes, con preferencia por el sexo femenino. Enfermedades como el lupus eritematoso sistémico, el síndrome antifosfolípido, la esclerodermia o las vasculitis, entre otras, pueden condicionar enormemente la vida de los pacientes que las sufren y suponen un gran impacto sobre los sistemas de salud.

El manejo integral de estas enfermedades en unidades especializadas mejora el pronóstico de estos pacientes, minimiza la morbilidad asociada a los tratamientos y racionaliza la utilización de recursos.

Otras enfermedades autoinmunes sistémicas son el síndrome de Sjögren y las miopatías inflamatorias, por citar algunas. Escasos son los estudios de prevalencia, que muestran cifras variables (desde 1 paciente por cada 100 personas en el caso del Sjögren hasta 1 por cada 100.000 para algunas vasculitis).