Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 20:10
Lunes, 26 de noviembre de 2012, a las 21:42

LA ENTREVISTA DE REDACCIÓN MÉDICA
PILAR ROMÁN, PRESIDENTA DE LA SOCIEDAD ESPAÑOLA DE MEDICINA INTERNA (SEMI)
“El copago ha logrado poner en valor el medicamento”
Los internistas reivindican su papel como líderes en el abordaje a los pacientes crónicos

Javier Leo / Imagen: Diego S. Villasante / Adrián Conde. Madrid
La primera presidenta en los más de treinta años de historia de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), Pilar Román, estrena su cargo en Sanitaria 2000, donde ha asegurado que la principal razón para presentarse al cargo fue la de darle un empujón al nuevo modelo de atención a pacientes crónicos, en el que los internistas son una figura clave. Román no se esconde a la hora de defender el nuevo copago farmacéutico, ser crítica con el papel “conservador” de los sindicatos profesionales o con las aspiraciones “laboralmente egoístas” de sus compañeros de infecciosas y urgencias por conseguir una especialidad médica.

¿Cuáles son sus perspectivas para los próximos años al frente de la SEMI?

Pilar Román, presidenta de la SEMI, en los estudios de Sanitaria 2000.

Tengo un reto importante y difícil por delante porque mis predecesores han dejado el techo bastante alto y encima nos encontramos inmersos en una situación de crisis muy complicada. En cualquier caso, para esta legislatura tengo cuatro grandes retos. Los dos primeros son inherentes a una sociedad científica, que son potenciar la docencia y la investigación en Medicina Interna. Pero tengo dos más. Uno de ellos ya lo hemos iniciado, que es que todos los internistas sean conscientes de que hemos de cambiar nuestro modelo sanitario para mejorar la atención a los crónicos. Este es uno de los principales motivos por los que me he presentado a presidenta de esta sociedad, porque soy consciente de esta situación y quiero cambiarla. El cuarto reto es el de darnos a conocer por el público en general, por el paciente, y eso solo se hace ganando prestigio. Entre los profesionales estamos prestigiados, pero ese prestigio no sale del hospital porque la gente no sabe qué es un internista.

El internista es el médico capaz de ver a toda la persona en conjunto, no a las enfermedades en concreto. El cardiólogo ve el corazón, el neumólogo el pulmón. Nosotros lo vemos todo a la vez. No hay ninguna patología ni ninguna enfermedad que nos sea ajena. Sabemos bastante de las enfermedades más comunes y mucho de aquellas que no se manifiestan en un órgano concreto, como las fiebres de etiologías desconocidas o las enfermedades que afectan a todo el organismo como las autoinmunes, el lupus o las enfermedades raras. Lógicamente los especialistas y los subespecialistas médicos saben más y pueden profundizar en sus patologías, pero nosotros les consultamos sin ningún problema cuando tenemos dudas. La ciencia avanza mucho y todos no podemos saber de todo, tenemos que coordinarnos en equipos para consultar con el más experto en cada momento.

La idea de carrera profesional de los sindicatos, discutible.

Novedades sobre el proyecto de troncalidad y las ACE.


¿Qué aporta el internista a ese nuevo abordaje a los crónicos?

La Medicina ha avanzado mucho por la especialización, pero nos ha llevado a una cosa muy mala que es la fragmentación del paciente, en la que cada médico solo ve su pequeña parcela. Ahora vivimos muchos más años y las enfermedades crónicas interfieren las unas en las otras, con lo que son varios los órganos los implicados. Si seguimos con la tendencia actual, veremos que cada enfermo crónico necesitará a 4 o 5 especialistas dando medicaciones sin saber si interfieren o no, cada uno actuando en lo suyo. Eso es un desastre y es lo que está pasando en todo el mundo. Y muchos nos hemos dado cuenta de esto y de que no puede ser así. Los especialistas generalistas, los de Primaria, los geriatras y los internistas, son los capaces de llevar al paciente en conjunto en todas sus facetas, consultando al especialista si hay necesidad.

¿Cuál es la actitud del Ministerio respecto a este reenfoque? ¿Qué opina sobre la idea de dedicar una parte variable del salario al correcto abordaje de los crónicos?

Esta propuesta se incluye dentro de la Estrategia Nacional de Crónicos que ya está formulada. Pero la estrategia no se queda ahí, quieren hacer muchas más cosas, y una de las ideas que han tenido, que me ha sorprendido favorablemente, ha sido que por fin se atrevan a decir que intentan cambiarnos el modelo retributivo ¿Eso qué quiere decir? Quiere decir que nosotros como estatutarios, no somos funcionarios, tenemos un sueldo y que, en general, suele haber una variable por objetivos, pero suele ser muy pequeña para que te influya en tu quehacer diario. En todas las empresas privadas siempre se tiene una parte fija y una variable dependiente del cumplimiento de objetivos. Bueno, pues este es uno de los retos que tiene la sanidad pública y otros estamentos públicos, y es que el funcionario y el estatutario tengan una parte variable de su sueldo según consigamos unos objetivos. Y desde luego entre estos objetivos el primordial será cómo se aborde a los pacientes crónicos.

La presidenta de la SEMI pone en valor al internista.

La Estrategia de Crónicos incluirá retribuciones variables.


¿Cómo se puede valorar si se hace un abordaje eficaz, o no, del paciente crónico?

Es difícil, pero se puede hacer. Consiste en que cada departamento de salud y cada equipo multidisciplinar que vaya a tratar a los pacientes crónicos establezcan unos objetivos a conseguir, con unos indicadores fáciles de medir y muy fiables. Basándose en ellos, si has conseguido, por ejemplo, que los diabéticos de tu área tengan controlada la hemoglobina glicosilada por debajo de 7, otro ejemplo, según el grado de consecución, te darán más o menos a final de mes. También se puede encuestar a los pacientes para ver si están contentos con el profesional. Indicadores varios que deben establecerse, que es lo difícil, pero que se pueden hacer. En España tenemos muy poca costumbre de evaluación. Hacemos cosas, innovamos, pero evaluamos poco. Y decimos que va bien cuando es solo es una impresión. Desde luego en la Estrategia de Crónicos está muy claro que hay que evaluar. Si va bien, se sigue adelante; si no, se retrocede.

Este cambio del modelo retributivo es una prioridad para el Ministerio ¿también lo es para los profesionales?

Lea la entrevista completa

Vea la grabación completa