Las mutuas se enfrentan a una congelación de la prima para el próximo ejercicio



13 sep 2013. 11.28H
SE LEE EN 1 minuto

Redacción. Madrid
Este viernes se cierra la negociación entre la Dirección General de Muface y las aseguradoras que optarían a la asistencia sanitaria del funcionariado en 2014. Sin confirmación oficial, dos hipótesis han sonado con fuerza en las últimas semanas: el recorte a la cobertura geográfica y la disminución de los cuadros médicos.

Gustavo Blanco, director general de Muface.

En los próximos tres meses habrán de perfilarse los flechos de las condiciones que seguirán las mutuas el próximo año. En la actualidad son cinco las que prestan sus servicios a Muface Mugeju e Isfas (Adeslas, Sanitas, Asisa, DKV e Igualatorio de Cantabria), y de continuar en el concierto deberán asumir el único dato oficial que ha trascendido hasta el momento, y es que la prima no se incrementará ni un céntimo el próximo año. Dura realidad para las compañías que incluso podría llevarlas a replantearse continuar con el convenio.

Fuentes consultadas por Redacción Médica, apuntan que la hipótesis sobre una posible reducción de la cobertura geográfica es la menos probable y que, de ser así, supondría una merma en la posibilidad de elegir del funcionario, aunque recuerdan que no hay que olvidar la posibilidad de elegir del trabajador, y por tanto, no se quedaría desasistido dada la extensa red de la sanidad pública en nuestro país.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.