Redacción Médica
21 de septiembre de 2018 | Actualizado: Jueves a las 22:05
Miércoles, 21 de diciembre de 2011, a las 19:08

el colegio de médicos de barcelona propone un copago alternativo
Los profesionales piden concreción y temen que perjudique a los más vulnerables
El Foro Español de Pacientes recuerda que no se ha demostrado la inocuidad de cualquier copago

Redacción. Madrid
El cobro de un euro por receta ha suscitado amplias valoraciones en el ámbito profesional catalán, más concretamente en los colegios barceloneses, y también en el Foro Español de Pacientes. El denominador común de los profesionales sanitarios es el temor a que la medida deje fuera del sistema a los grupos de pacientes más vulnerables, como crónicos, parados y pensionistas, al tiempo que piden una mayor concreción del plan gubernamental. La entidad que preside Albert Jovell recuerda, una vez más, que no hay estudios que avalen que el copago "no causa perjucio".

Los médicos prefieren una tasa por los servicios hosteleros hospitalarios

Jaume Padrós.

El vicepresidente del Colegio Oficial de Médicos de Barcelona (COMB), Jaume Padrós, ha reclamado que se tengan en cuenta más opciones de copago sanitario, a parte de la tasa universal de un euro por receta  propuesta por la Generalitat, y como ejemplo, ha puesto una tasa por los servicios hosteleros en los hospitales. Por otro lado, Padrós ha celebrado que "por primera vez un Govern lleve al Parlament con la ley más importante, que es la de Presupuestos, el debate político sobre una tasa" de estas características a la que, según Padrós, faltan muchas concreciones. El representante médico ha evidenciado la necesidad de "mayores recursos para el sistema" para mantener el equilibrio y la cohesión social, porque si no se hace nada, entonces sí que se van a romper ambos principios.

Sobre el hecho de que la tasa se empezará a aplicar de forma universal, sin exclusiones por cronicidad o nivel de renta, Padrós ha remarcado que el sistema de aplicación de la medida todavía no está "totalmente detallado", y que en cualquier caso ello podría concretarse más adelante. En su opinión, es necesaria una monitorización para evaluar el impacto de la medida y sus efectos con el objetivo de que un resultado negativo pueda obligar a "dar marcha atrás".

Un "fracaso del sistema" para las enfermeras

Núria Cuxart.

La postura del Colegio de Enfermeras de Barcelona es más radical que la de los médicos, ya que duda "de la constitucionalidad" de dicha medida al entender que puede suponer un "incremento encubierto del porcentaje" del 40 por ciento que paga cada usuario, y que fija el Gobierno. La directora de Programas del Colegio, Núria Cuxart, ha considerado que la aplicación del llamado 'ticket moderador' debería hacerse de otra manera, ya que tal y como está concebida se trata de una "tarifa plana" que afectará por igual a todos los ciudadanos, incluidos los pensionistas, enfermos crónicos y parados. Asimismo, Cuxart ha considerado que desde el punto de vista sanitario es una medida "completamente improcedente", que demuestra "el fracaso del sistema", incapaz de regular el consumo de medicamentos. Éticamente, la responsable del Colegio de Enfermeras ha señalado que es "más que reprobable", porque no se puede hacer pagar a los más vulnerables los platos rotos de la ineficiencia del sistema, ha señalado. Cuxart ha valorado que el tope máximo de 61 euros anuales por persona detallado en la presentación de los presupuestos no tiene en cuenta que los enfermos crónicos en ocasiones se encuentran en el mismo núcleo familiar, por lo que puede suponer una nueva carga para éstas.

Los farmacéuticos piden más concreción

Francisco Pla.

El vicepresidente del Colegio de Farmacéuticos de Barcelona, Francisco Pla, ha pedido "más concreción" a la Generalitat tras el anuncio de la polémica medida. Pla ha reconocido que "faltan muchos elementos de la medida por clarificar" y que esperan dar su opinión a la Generalitat una vez esta la pida. Según el Colegio, "el momento político que se está viviendo es de espera y incertidumbre" debido a la reciente investidura de Mariano Rajoy como presidente del Gobierno y ha añadido que se tendrá que esperar.

Respecto al abuso de los medicamentos, el representante de los farmacéuticos ha asegurado que las discusiones sobre cual es la línea entre el uso y el abuso de los medicamentos es muy arriesgada. Por ello, ha pedido que "cualquier medida que se aplique no excluya a nadie de una prestación".

Los pacientes instan a procurar la equidad y calidad asistencial

Albert Jovell.

El Foro Español de Pacientes también se ha pronunciado sobre la medida a través de un comunicado. Entre diversos posicionamientos, la entidad que preside Albert Jovell, recuerda que "no se ha hecho ningún estudio que demuestre que el copago no causa perjuicio, bien sea porque las personas situadas en los estratos más vulnerables de la población no recogen su medicación o no acuden a los servicios de salud o bien porque acuden más tarde en el tiempo, cuando la patología es más grave y más costosa para el sistema de salud". En esta línea, insisten que  "cualquier medida de copago debe proteger a las clases y a los pacientes vulnerables en la equidad y en la calidad de la asistencia sanitaria que precisan".

Por todo ello, instan a la Generalitat de Cataluña a tener en cuenta "la participación de los representantes de los pacientes, lo que es propio de una sociedad democrática, evitando el denominado despotismo sanitario de hablar de pacientes sin tener en cuenta a los pacientes".