20 de octubre de 2017 | Actualizado: Viernes a las 17:40
Autonomías > C. Valenciana

La 'walking epidural' permite dar a luz de pie en partos de bajo riesgo

Este tipo de técnica analgésica consigue que la mujer no quede paralizada de cintura para abajo

La jefa de Anestesiología de Manises considera que esta técnica permite una sensación "más humanizada" en el parto.
La 'walking epidural' permite dar a luz de pie en partos de bajo riesgo
Redacción
Miércoles, 22 de marzo de 2017, a las 13:00
El Hospital de Manises ofrece en su área de maternidad la nueva técnica analgésica 'walking epidural', que consigue controlar los dolores del parto sin dejar paralizada a la mujer de cintura para abajo, aportándole mayor movilidad en el periodo de dilatación y permitiendo incluso dar a luz de pie, según explica el centro. La 'walking epidural' o epidural ambulante pretende conseguir que la madre pueda participar de manera más activa en la expulsión del bebé y reduce el dolor al tiempo que mantiene la sensibilidad necesaria para que note las contracciones, según ha informado el centro en un comunicado.

La jefa del servicio de Anestesiología del Hospital de Manises, María José Fas, ha explicado que "permite que la futura madre sienta como su hijo atraviesa el canal del parto minimizando el dolor y haciendo del alumbramiento una sensación más humanizada". Además, la epidural ambulante permite a la mujer desplazarse durante el parto, aunque es fundamental que la paciente tenga un acompañante que la ayude en sus desplazamientos y le sirva como apoyo, al tiempo que se incrementa el bienestar materno pues evita que la paciente tenga que estar encamada y con sonda vesical.

Dar a luz de pie

Entre las mejoras que introduce también se encuentra la posibilidad de ampliar el abanico de las posturas en que una mujer con la epidural puede dar a luz, facilitando a las pacientes a que adopten la postura que deseen durante su trabajo de parto, siempre con la colaboración del personal del paritorio o un acompañante.

Además, según Manises, esta técnica permite a las mujeres que tienen un parto de bajo riesgo y han recibido este tipo de anestesia probar a dar a luz de pie dados los beneficios de las posiciones verticales. "La postura de pie en parturientas sin epidural se ha asociado con una disminución de la tasa de parto instrumentado, que se ha situado en torno al 18%. También permite una pequeña reducción de la duración de la segunda etapa del trabajo de parto, así como una menor incidencia de la compresión aorto-cava en la madre, lo que da como resultado una disminución de los cambios en la frecuencia cardiaca fetal", agrega la doctora.

El Hospital de Manises es el primer centro hospitalario del área urbana de Valencia que cuenta con la 'walking epidural'. Aunque el centro tiene disponibles opciones de parto natural sin epidural o con analgesias alternativas, en el 80% de los 1.551 partos que tuvieron lugar en el centro en 2016 las madres optaron por anestesia epidural, lo que ha llevado al centro a ampliar las opciones en este campo.