El programa de detección precoz de cáncer de cérvix duplica su cobertura

Desde que se puso en marcha en 2018, 59.830 mujeres han acudido al centro de salud a realizarse una citología

Juan Luis Diego Casals, gerente de Osakidetza.
El programa de detección precoz de cáncer de cérvix duplica su cobertura
jue 02 enero 2020. 13.40H
Desde su puesta en marcha hace dos años, Osakidetza ha concluido la implantación del Programa de Cribado Poblacional de Cáncer de Cérvix en todo el País Vasco, con la incorporación al programa en diciembre de las OSIs Barakaldo-Sestao, Ezkerraldea-Enkarterri-Cruces y Uribe, las últimas que faltaban por incorporarse. Así, desde la puesta en marcha del programa, un total de 59.830 mujeres han sido citadas por carta para que acudan al centro de salud a realizarse una sencilla prueba que permite detectar lesiones precancerosas antes de que se desarrolle el cáncer de cuello de útero, el cuarto más frecuente en las mujeres.

Por lo tanto, el programa, que arrancó como experiencia piloto en Debabarrena en junio de 2018, ya se está desarrollando en la totalidad de las OSIs de Osakidetza, en los tres territorios. En esta primera fase se ha dado prioridad a las mujeres de entre 25 y 29 años a la hora de enviar la invitación a realizarse la prueba, y poco a poco, se irá ampliando la franja de edad, de forma que para 2023 se espera poder haber llegado a toda la población diana de mujeres del País Vasco, entre los 25 y los 65 años de edad.


Una de cada dos mujeres se realizan la prueba


El balance que realiza el Servicio Vasco de Salud es muy positivo. En este primer año y medio de despliegue del programa, se ha logrado que una de cada dos mujeres que recibe la carta acuda a su centro de salud para realizarse la citología. Ello ha permitido que, si a las participantes en el programa de cribado poblacional se suman las que han sido cribadas mediante el programa oportunista, la cobertura de mujeres que se hace la prueba para detectar precozmente el cáncer de cérvix se haya duplicado, pasando del 33,8 por ciento al 63,8 por ciento.

Cabe recordar que Osakidetza comenzó a ofrecer a la población la realización de la citología hace 25 años, pero de forma oportunista, es decir, aprovechando que la paciente acudía a la consulta ginecológica por otra razón, se le planteaba la posibilidad de hacerse la prueba. Sin embargo, esta fórmula estaba provocando desigualdades tanto en el acceso (en función de la edad, nivel socioeconómico…) como en el intervalo ofrecido de cribado.

Así las cosas, el Departamento de Salud y Osakidetza establecieron prioritario desarrollar un proceso organizado e integrado en el sistema de salud, de forma que se pudiera llegar al mayor número mujeres, a través de una invitación directa por carta. Por todo ello, uno de los objetivos del Plan Oncológico del País Vasco 2018-2023 ha sido la implantación del programa poblacional del cáncer de cérvix.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.