En 2021, cuatro de cada cinco agresiones notificadas a profesionales sanitarios fueron verbales

Navarra instala el botón 'antiagresiones' en todos los centros de Primaria
Botón de seguridad.


13 mar 2022. 13.40H
SE LEE EN 4 minutos
El Departamento de Salud del Gobierno de Navarra está a punto de culminar la instalación del sistema de alarma mediante botón de seguridad en Atención Primaria y Salud Mental. Esta iniciativa es una apuesta por reforzar la implantación de medidas preventivas para proteger a los profesionales sanitarios.

En 2021 se notificaron un total de 492 agresiones externas a profesionales del Servicio Navarro de Salud-Osasunbidea (SNS-O), sobre una plantilla aproximada de 13.000 trabajadores. Cuatro de cada cinco agresiones fueron de carácter verbal.

Esta estadística se refiere a las notificaciones y no a las agresiones reales, por lo que el incremento observado en los últimos años podría atribuirse en buena parte a las acciones informativas realizadas para fomentar la notificación de agresiones que se realizan de forma continuada desde diferentes instancias.

Entre estas se citan las direcciones de profesionales, el propio Servicio de Prevención de Riesgos Laborales y las direcciones sanitarias de los centros del SNS-O, los agentes sindicales y los colegios profesionales, a fin de minimizar la infradeclaración de este tipo de episodios y mejorar la respuesta de la organización a las mismas.

Coincidiendo con la celebración este sábado del Día Europeo contra las Agresiones a Profesionales Sanitarios, el Departamento de Salud considera prioritario incidir también en la importancia que tiene el registro y notificación de las agresiones que se produzcan.

Esto permitirá ofrecer la atención que precisa el personal del ámbito sanitario, además de establecer los espacios y ámbitos donde más se producen y poder, por tanto, detectar los puntos críticos y poner en marcha actuaciones preventivas.

¿Cuántas agresiones físicas sufrieron los sanitarios navarros?


De las 492 agresiones externas a profesionales de SNS-O, 388 fueron verbales (79 por ciento), 103 físicas (21 por ciento) y una con daños a la propiedad/robo. El 72 por ciento de los episodios de agresión fueron protagonizados por pacientes y el 28 por ciento restante por familiares o acompañantes.

Si se compara con el año anterior, en 2020 se notificaron 458 agresiones (351 verbales, 105 físicas y 2 con daños a la propiedad/robo). El incremento se ha producido en las agresiones verbales, mientras que las agresiones físicas siguen presentes, ha disminuido su proporción.

Según el desglose de datos incluidos en el balance anual sobre agresiones a profesionales, de las 388 agresiones verbales a profesionales, 194 notificaciones fueron por amenazas verbales de la persona usuaria, 192 por insultos y 2 por amenazas escritas. La disconformidad de las personas usuarias con los protocolos existentes y/o la discrepancia con el tratamiento y/o diagnóstico se observa en 159 de las agresiones verbales.

De las 103 agresiones físicas, 17 son agresiones físicas intencionadas y 85 son agresiones físicas no intencionadas, que son en las que no se registra conexión con la realidad del paciente debido a diferentes causas y suponen el 80 por ciento de las agresiones físicas.

Refuerzo de las medidas preventivas y de protección


La prevención primaria del Departamento de Salud enfocada a evitar agresiones a su personal se ha basado en medidas estructurales, organizativas, de adquisición de habilidades conductuales y de comunicación. La secundaria ha sido dirigida a que, si la agresión no ha podido evitarse, cause el menor daño posible (cursos de autoprotección) y que dicho daño quede documentado y vinculado a la contingencia profesional. La terciaria sería la dirigida a restaurar el daño causado a nuestros profesionales sanitarios.

Además, se ha continuado con el despliegue del sistema de alarma mediante el botón de seguridad en el ordenador de sobremesa, completando su implantación en los centros que quedaban pendientes, tanto de la red de Salud Mental como en los centros del Área de Atención Primaria de Pamplona, Estella y Tudela.

También se ha continuado con la coordinación establecida con el Interlocutor Policial Territorial Sanitario de Policía Foral, para funciones de prevención, asesoramiento y adopción de medidas con la mayor inmediatez. El Servicio de Prevención de Riesgos Laborales del SNS-O ha contactado con cada persona agredida ofreciendo apoyo psicológico y legal y en 83 de los casos se ha realizado un seguimiento.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.