Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 11:15
Autonomías > Cataluña

Salud destinará 65 millones a los 180 ambulatorios más desfavorecidos

La Consejería plantea que la inversión ha de ser no solo por población sino por su situación socioeconómica

Antoni Comín durante la presentación del proyecto de inversiones.
Salud destinará 65 millones a los 180 ambulatorios más desfavorecidos
Redacción
Miércoles, 16 de noviembre de 2016, a las 19:20
La Consejería catalana de Salud destinará 65 millones adicionales en cinco años (de 2017 a 2021) a los 180 centros de atención primaria (CAP) de Cataluña con mayores necesidades socioeconómicas, en el marco de la reforma del modelo de pago de las áreas básicas de salud (ABS) impulsado por el departamento.

El nuevo indicador socioeconómico para elaborar el nuevo modelo de asignación de las ABS ha sido presentado este miércoles en rueda de prensa en el CAP Gran Sol de Badalona (Barcelona) por el consejero de Salud, Antoni Comín, la alcaldesa de Badalona, Dolors Sabater, y el director del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut), David Elvira. La partida de 65 millones, que no quita recursos a otros ambulatorios y se traducirá en más profesionales, busca compensar las ABS que están "infrafinanciadas" teniendo en cuenta el nuevo indicador elaborado por la Agencia de Calidad y Evaluación Sanitarias de Cataluña (Aquas), y supondrá un incremento del 6% de la asignación que recibieron los CAP en 2015.

En 2017, se invertirán 13 millones de euros para estas 180 ABS, de los cuales 2,8 millones serán para los 25 ambulatorios catalanes que se encuentran en una situación más desfavorecida, lo que Comín ve "realista y posible" ante el escenario presupuestario para el año que viene. El nuevo modelo contempla que "a iguales necesidades en salud, se destinen iguales recursos", es decir, que se deben asignar en función no solo de la población, sino de su situación socioeconómica, determinada por el índice de privación, que incluye variables muy relacionadas con las necesidades en salud.

Requisito: reformar la ley

El consejero ha explicado que la reforma tendrá una segunda fase en la que se "objetivará" la renta per cápita de media para establecer un nuevo sistema de pago al total de 369 áreas básicas de salud que hay en Catalunya, que ya ha sido encargado al CatSalut. Según Comín, existen 7,5 años de esperanza de vida entre un vecino de un barrio de Sant Cugat (Barcelona) (es de 86,5 años) y uno de La Mina de Sant Adrià del Besòs (79 años), por lo que el nuevo sistema quiere actuar sobre el 20 por ciento de los determinantes que dependen del sistema sanitario.

La reforma requerirá modificar la norma vigente hasta ahora (el decreto 118/2014) de contratación y prestación de servicios por parte de CatSalut, que daba un peso de entre el 15 por ciento y el 20 por cien al factor socioeconómico a la hora de determinar la cantidad asignada a cada área básica y solo tenía en cuenta el criterio del copago farmacéutico, lo que Comín considera "insuficiente".

El nuevo baremo, bautizado como "índice de privación", tiene en cuenta el porcentaje de población con ocupaciones manuales; el porcentaje con un nivel de instrucción bajo; la tasa de mortalidad prematura; la de hospitalizaciones evitables; el porcentaje de población exenta de copago farmacéutico; la que tiene rentas anuales inferiores a 18.000 euros, y la población con rentas anuales superiores a 100.000 euros.