Redacción Médica
26 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 14:40
Autonomías > Canarias

El Materno Infantil inaugura una zona de juegos para pacientes pediátricos

Se busca que, mediante juegos y materiales educativos, los niños se relajen antes de su consulta

El área de juegos del hospital Materno Infantil.
El Materno Infantil inaugura una zona de juegos para pacientes pediátricos
Redacción
Lunes, 03 de octubre de 2016, a las 14:20
El Hospital Universitario Materno Infantil de Canarias, dependiente de la Consejería de Sanidad, cuenta desde este lunes con una nueva zona de juego para los pacientes pediátricos que acudan al centro. Gracias a un convenio de colaboración con Lilly, el centro hospitalario ha instalado un espacio lúdico-formativo denominado 'Play Zone' en el que, mediante juegos y materiales educativos, los niños se entretienen y relajan antes de su consulta.
 
El Hospital Universitario Materno Infantil de Canarias es el primero del Archipiélago en el que se acondiciona este espacio dedicado a los pacientes más pequeños. Con la instalación de una 'Play Zone', se intenta rebajar el nivel de estrés que supone para los niños acudir con frecuencia al centro hospitalario, mejorando la calidad asistencial y haciendo más agradable la visita al hospital.
 
El espacio incluye juegos, cuentos, mesas y sillas para que los niños se entretengan y pinten. No faltan en la decoración los personajes favoritos de Disney, que incluyen al primero de la factoría con diabetes: la monita Coco.
 
Normalizar la diabetes y reducir su impacto
 
Coco, el primer personaje de Disney con diabetes, es la protagonista de los cuentos 'Coco y Goofy en el cumpleaños de Goofy' y 'Coco vuelve al cole', que pueden leerse en la 'Play Zone' y buscan fomentar la normalización de la diabetes en la población infantil.
 
Con un lenguaje ameno y sencillo, estos cuentos explican cómo Coco puede hacer la misma vida que los niños de su edad, siempre que se planifique y conozca su enfermedad. El personaje surgió gracias a un acuerdo a nivel mundial alcanzado en 2011 por Lilly y Disney para reducir el impacto de la diabetes en la infancia con un mensaje positivo frente a la enfermedad.