Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 12:10
Autonomías > Baleares

Una aplicación identifica al paciente crónico desde su historia clínica

La consejera Patricia Gómez presenta el proyecto de atención a los pacientes crónicos y sus familias

La consejera, Patricia Gómez, junto al gerente del Ib-Salut, Juli Fuster en la presentación del nuevo proyecto de atención a los pacientes crónicos.
Una aplicación identifica al paciente crónico desde su historia clínica
Redacción
Lunes, 24 de octubre de 2016, a las 15:50
La consejera de Salud, Patricia Gómez ha presentado este lunes el nuevo proyecto de atención a los pacientes crónicos y sus familias que se está iniciando en Baleares. Este proyecto supone un cambio de modelo en todos los niveles asistenciales y también “una oportunidad para adaptarse a las nuevas necesidades de una población con cada vez mayor esperanza de vida, para ofrecer servicios más cualificados y garantizar, a su vez, la sostenibilidad del sistema con una más adecuada gestión de los recursos”, según ha expresado la consejera Gómez.

La estrategia para la atención a la cronicidad requiere de innovaciones tecnológicas para la identificación de los pacientes, modificar los circuitos asistenciales actuales, adecuar e invertir en infraestructuras y mejorar la coordinación de los profesionales de Atención Primaria, hospitalaria y de urgencias. Asimismo, contempla la integración de los cuidados paliativos en todos los recursos y niveles asistenciales, adecuándose a las necesidades de cada momento evolutivo.

El plan previsto por la Consejería de Salud propone además empoderar al paciente, al cuidador y la familia a través del proyecto paciente activo, una iniciativa para fomentar los autocuidados y un mejor autocontrol de la enfermedad. Por otra parte, los pacientes crónicos serán identificados a través de la historia clínica mediante una aplicación informática que ha adaptado el Servicio de Salud. Esta medida será un punto de partida fundamental en el proyecto, ya que permitirá que todos los profesionales puedan identificar a estos pacientes desde su mismo historial, puedan conocer sus necesidades y anticiparse a las posibles complicaciones, y puedan aplicar el protocolo adecuado y seguir los circuitos idóneos en cada momento.

Formación de profesionales

El Servicio de Salud ya ha iniciado el proceso formativo de los profesionales que van a estar implicados en el nuevo modelo de atención a la cronicidad. Se está impartiendo formación a los profesionales del 061, los profesionales de los centros de salud y de los hospitales. Además, ya se ha formado a un primer grupo de 30 enfermeras gestoras de casos, figura esencial en todo este proceso de cambio, que trabajará desde los distintos niveles asistenciales para coordinar la atención y los recursos para pacientes crónicos.

El eje de la atención a estos pacientes estará en Atención Primaria, desde donde se identificará a los pacientes crónicos complejos, se establecerá un plan de cuidados individualizado y se asegurará la continuidad asistencial activando los recursos necesarios en la comunidad y en las escuelas en el caso de los niños. Asimismo, se contemplan planes de atención compartidos entre los equipos de atención domiciliaria y los dispositivos de urgencias con el fin de proporcionar una atención continuada también durante las noches, fines de semana y festivos.

Unidades de cronicidad

Los hospitales públicos de Balears contarán con unidades de cronicidad específicas cualificadas para abordar de forma integral la atención de estos pacientes. Dichas unidades estarán formadas por profesionales especializados en Medicina Interna y Geriatría, contarán con sus propios servicios de farmacología y tendrán en la figura de la enfermera gestora de casos el puente de enlace con Atención Primaria, con las unidades de media estancia y los servicios sociales de atención a la dependencia. En 2017 el Hospital Comarcal de Inca pondrá en marcha la primera Unidad de Cronicidad de Balears, convirtiéndose en el primer centro que activa los protocolos para desarrollar el nuevo modelo de atención de los pacientes crónicos. 

El proyecto contempla además nuevas unidades de media estancia para convalecencia, rehabilitación y cuidados paliativos; unidades de demencia, y otras infraestructuras con un enfoque funcional y rehabilitador. También hospitales de día geriátricos. A estos recursos se suman las 100 camas del Hospital Joan March y las 160 camas del Hospital Sant Joan de Déu, que está integrado en la red asistencial del Servicio de Salud, y presta apoyo a toda la isla de Mallorca. 

Por otro lado, en 2017 se pondrá en marcha el hospital de día geriátrico del Hospital General, donde se ha previsto también una unidad de demencias para prevenir el deterioro cognitivo en estadios iniciales. 

Por último y respecto a la cronicidad infantil, el Servicio de Salud trabaja en la creación de una comisión específica que permita mejorar la atención de los niños con patologías crónicas y la de sus familias, mediante una atención multiprofesional coordinada y colaborativa entre ámbitos e instituciones.