12 dic 2018 | Actualizado: 21:10

HLA Montpellier explica los beneficios para la salud de la dieta vegana

Las personas que siguen este régimen tienen menor riesgo cardiovascular y menores tasas de obesidad

Manuel Rodrigo, Ana MªFarré, Nerina Montalbán y Alfredo Pérez.
HLA Montpellier explica los beneficios para la salud de la dieta vegana
vie 28 septiembre 2018. 11.20H
Redacción
Cada vez hay más gente que adopta estilos de vida vegetariano y, sobre todo, vegano, que eliminan el consumo de productos de origen animal. Para abordar este tema, el 25 de septiembre se ha desarrollado la primera conferencia del segundo semestre 'A comer bien nos apuntamos II', un programa divulgativo sobre alimentación desarrollado por HLA Montpellier y organizado en colaboración con Obra Social Ibercaja. En esta edición, han recordado que las personas vegetarianas tienen  menor riesgo cardiovascularmenores tasas de obesidad menor incidencia de cáncer de colon.

Para muchas personas vegetarianas y veganas, su dieta se basa principalmente en cereales, legumbres, semillas, verduras, tubérculos, frutos frescos y secos aceites vegetales y algas. Es por eso que Nerina Montalbán, nutricionista y responsable de restauración de HLA Montpellier, ha señalado en su ponencia que las proteínas vegetales no aportan todos los aminoácidos esenciales en una cantidad suficiente, por lo que una alimentación de bajo valor biológico implica que el organismo no sea capaz de resintetizar todas las moléculas que requiere el buen funcionamiento celular. “El nutriente más difícil de obtener para quienes siguen este régimen es la vitamina B12, presente en proteínas de origen animal. Su déficit está relacionado con anemia”, advierte.

Recomendaciones para dietas veganas



Entre los principales beneficios de un régimen vegano está su mayor cantidad de fibra, magnesio y vitaminas C y E


En el caso de la dieta vegana, la experta ha explicado que la manera de contar con un adecuado nivel de proteínas en el organismo es a través de la combinación de alimentos, como por ejemplo, mezclando legumbres y cereales. Otras formas adecuadas para suplir los requerimientos del organismo son las mezclas de cereales y verduras. Cuando se consume una menor cantidad de nutrientes, el organismo se encarga de absorber una mayor proporción de estos. “Es por esto que podemos cubrir ciertos nutrientes a pesar de no comerlos de una fuente animal”, indica Nerina.

Por otro lado, entre los principales beneficios de un régimen vegano está su mayor cantidad de fibra, magnesio, vitaminas C y E. Además, tiene bajos aportes de calorías, grasas saturadas y colesterol. “Este tipo de alimentación se asocia con un peso corporal más saludable, bajo riesgo de diabetes y de enfermedades cardiovasculares”, resalta.

Consejos para los vegetarianos  


En el caso de la dieta vegetariana su espectro es más amplio ya que incorpora lácteos, huevos y pescados, cumpliendo el aporte de los nutrientes esenciales.

En este caso, la mayor fuente de riesgo es cuando la dieta no se aplica siguiendo las indicaciones específicas de un nutricionista. “Mientras más restrictiva sea la dieta, mayor es la posibilidad de presentar una deficiencia nutricional en el organismo”, aclara la especialista.

Los nutrientes indispensables


Entre los nutrientes, ha recordado que no pueden faltar en un menú saludable la vitamina B12, cuyo déficit asociado a problemas neurológicos, y que se puede obtener de suplementos, ya que ningún alimento de origen vegetal la contiene de forma activa.

También son necesarias las proteínas de origen vegetal, cuyo aporte proteico es fundamental en la formación de músculos y huesos, además de suministrar energía; el calcio, un mineral es un aliado en la prevención de la osteoporosis que se puede adquirir a través del consumo de almendras, algas, sésamo y tofu; o el Omega 3, cuyo déficit se asocia con trastornos en el funcionamiento del sistema nervioso central y un mayor riesgo de enfermedades cardiovasculares, y que está presente en nueces, semillas de lino machacadas, aceite de lino o en maíz, soja, o margarinas.


En la ponencia han recordado que no puede faltar la vitamina B12


El zinc es otro mineral importante, ya que si está presente en niveles bajos produce alteraciones en el crecimiento y disminución en la respuesta inmune, entre otras consecuencias, y que se puede conseguir cociendo y remojando las legumbres o fermentando cereales y semillas. 

Entre las vitaminas destacan la D, importante en el adecuado metabolismo óseo y que se puede obtener a través del consumo de alimentos fortificados, aunque su nivel depende en gran medida de la exposición al sol; y la vitamina A, que se encuentra en los alimentos de origen vegetal se encuentra en forma de betacaroteno, precursor de esta vitamina, que nuestro hígado se encarga de convertir en forma activa. Por ello, recomiendan tomar verduras y frutas de color anaranjado, cocer las verduras, y añadir AOVE.

La especialista ha finalizado la conferencia apuntando que está demostrado, en múltiples metaanálisis, que las personas vegetarianas tienen menor riesgo cardiovascular, menores tasas de obesidad y menor incidencia de cáncer de colon. Y sí además llevan un estilo de vida saludable (sin alcohol, ni tabaco) y con ejercicio de físico moderado, el riesgo de mortalidad disminuye.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.