Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:30
Opinión > El termómetro

Carmen Marchena y Jesús Torno

Carmen Marchena y Jesús Torno
Carmen Marchena y Jesús Torno, responsables de Sanidad de CCOO y UGT, respectivamente, en Huelva.
Viernes, 18 de noviembre de 2016, a las 17:00
No parece lógico que si quieres solucionar algo te niegues a dialogar para corregir la situación. Eso es lo que les sucede a los sindicatos en Huelva. Se han cerrado en banda y se niegan a hablar con el máximo interlocutor del Complejo Hospitalario de Huelva, su gerente, ante una posible fusión del centro. En vez de optar por la negociación, el debate y la búsqueda de soluciones por el bien de la sanidad, de los profesionales y de los pacientes, parece que optan por medidas más mediáticas, como las concentraciones como única vía para solucionar esta medida, tal vez aprovechando el tirón de Granada. Aunque se trata de una postura muy lícita, no es el único camino para solucionar los problemas, más aún cuando la Junta de Andalucía se ha mostrado favorable al diálogo y el propio consejero de Sanidad ha asegurado que no efectuará la fusión si no cuenta con el consenso de todos los agentes implicados.