15 nov 2018 | Actualizado: 14:05

La Jiménez Diaz agiliza la atención de niños con discapacidad neurológica

Unifican en un solo día las citas y pruebas anuales de estos pacientes pediátricos bajo un enfoque multidisciplinar

La Doctora Sonrisas amenizó la jornada
La Jiménez Diaz agiliza la atención de niños con discapacidad neurológica
mar 13 marzo 2018. 16.20H
Redacción
Con el objetivo de eliminar los continuos viajes al hospital de los niños con discapacidad neurológica, el Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz ha puesto en marcha una iniciativa que unifica las visitas a todos los especialistas en un solo día.

En un comunicado a los medios, el centro ha explicado que este tipo de pacientes suelen requerir seguimiento por múltiples especialistas médicos, "dado que habitualmente su patología de base va asociada a otro tipo de problemas como ortopédicos, respiratorios, digestivos y de la deglución o visuales, por lo que su tratamiento engloba diferentes manifestaciones clínicas".  Por ello, con el objetivo de humanizar la asistencia sanitaria de este colectivo, han querido unificar en un solo día las citas y pruebas anuales de este grupo de pacientes pediátricos, ofreciendo un enfoque verdaderamente multidisciplinar al ser valorados por todos los especialistas en la misma jornada.

En su primera edición ha contado, además, con la colaboración de la Fundación Theodora, cuyos artistas hospitalarios profesionales, los “Doctores Sonrisa”, han amenizado altruistamente los tiempos de espera de los pequeños entre las citadas pruebas.

“Esperamos que pasar de asistir a múltiples citas y pruebas repartidas a lo largo del año a acudir un único día suponga un cambio favorable para estos pacientes en el que la asistencia sanitaria, la calidad de la misma y la diversión formen un tándem perfecto”, ha explicado Carmen Mateos, médico adjunto del Servicio de Rehabilitación de la Fundación Jiménez Díaz y responsable de la iniciativa.

Afirman desde el colectivo que se mejora la calidad de vida del paciente y de entorno sociofamiliar a la hora organizar la asistencia al centro escolar y la vida laboral para cada una de las citas y pruebas. De esta forma se disminuyen los traslados al hospital en niños con problemas de movilidad y hace posible que ni los progenitores ni el paciente vean condicionada su vida en varias jornadas sino en una sola.

Por otra parte, “muchas de las pruebas diagnósticas podrían evitarse si los diferentes profesionales podemos valorar al paciente un mismo día, ya que podrían englobarse en un mismo procedimiento técnico (como las analíticas y pruebas radiológicas, por ejemplo), y algunos procedimientos que requieran sedación podrían coordinarse de manera conjunta, aunque lo lleven a cabo distintas especialidades médicas”, continúa la especialista.

Esta iniciativa pone en valor y optimiza la importancia de la asistencia multidisciplinar en estos pacientes, permitiendo la unificación en espacio y tiempo, una vez finalizada la jornada, organizar reuniones de equipo entre los distintos especialistas que precisen este enfoque, de cara a gestionar abordajes conjuntos, tanto médicos o farmacológicos como quirúrgicos o procedimentales. “Es esencial entender al paciente como un todo, ya que la situación en cada uno de los aspectos de su enfermedad, valorada por cada especialidad, interacciona con las demás”, subraya Mateos, concretando que en el proyecto participan todas las especialidades implicadas en el seguimiento de estos pequeños: Neuropediatría, Rehabilitación, Digestivo-Nutrición, Neumología, Oftalmología y Otorrinolaringología.

La Jornada Pruebas y Citas Integradas ganó el Premio a las Iniciativas en Humanización de la Medicina del Ilustre Colegio de Médicos de Madrid (ICOMEM), y se ha puesto en marcha hace tan sólo un par de semanas en este centro.

Futuras novedades y mejoras

Tras una primera edición con diez pacientes menores de 5 años a los que, además, la Doctora Zepi, ”Doctora Sonrisa” de la Fundación Theodora, entretuvo durante todos los breves tiempos de espera entre pruebas, la especialista hace una valoración muy positiva de su desarrollo: "Este proyecto ha mejorado aún más la comunicación entre los especialistas que atendemos a este tipo de pacientes tan especiales, ha incrementado la calidad de la asistencia que éstos reciben y puesto de manifiesto cómo un esfuerzo de gestión administrativa de pruebas y citas puede suponer un paso en dirección a la humanización de la Medicina”, ha concretado.

De cara a próximas ediciones se incluirá a niños mayores que se encuentren en el momento de transición a la vida adulta, de forma que, aprovechando la jornada, puedan conocer a los que serán sus nuevos médicos una vez dejen de ser pacientes pediátricos; así como mejoras a implementar. En este sentido, el objetivo es minimizar aún más los tiempos de espera y optimizar la fluidez entre consultas necesariamente alejadas por cuestiones de infraestructura, como Oftalmología o Radiología.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.