Redacción Médica
22 de octubre de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:00
Política Sanitaria > Parlamentarios

El Senado aprueba una moción del PP para la equiparación salarial sanitaria

El senador popular Jesús Aguirre ha defendido la pertinencia de la iniciativa para frenar la fuga de sanitarios

Jesús Aguirre, senador del PP.
El Senado aprueba una moción del PP para la equiparación salarial sanitaria
Redacción
Miércoles, 09 de mayo de 2018, a las 13:20
El Pleno del Senado ha aprobado este miércoles una moción impulsada por el Partido Popular que insta al Gobierno a promover un grupo de trabajo para que estudie las bases para homogeneizar las retribuciones de los trabajadores del Sistema Nacional de Salud (SNS), una iniciativa que ha sido aprobada con la abstención o rechazo de todos los grupos políticos a excepción del propio PP, que ha hecho valer su mayoría absoluta en la Cámara Alta para sacarla adelante.

Jesús Aguirre, senador popular impulsor de la moción, ha defendido la pertinencia de la iniciativa para frenar "la fuga de sanitarios" tanto entre territorios nacionales como hacia otros países, así como salvar "el agravio comparativo" que supone que "por el mismo trabajo" los profesionales de distintas comunidades tengan diferencias salariales de hasta 20.000 euros anuales". 

No obstante, la mayoría de los grupos políticos entienden que se trata de una propuesta "vacía de contenido", puesto que el partido en el Gobierno podría incluir la creación del mencionado grupo de trabajo en el orden del día del Consejo Interterritorial del SNS sin tener que presentar una moción en el Senado. Por ello, algunos de los senadores, como José Martínez Olmos, del PSOE, han tachado esta iniciativa de "populista" y que sólo va a generar la desafección de los profesionales sanitarios", porque, afirma el político socialista, "después no van a cumplir con su propia propuesta".

"Detrás de la diferencia salarial hay una gran diferencia presupuestaria que permite a unas CCAA dar más que a otras"



"Sin modificar la financiación autonómica no se puede abordar una equiparación salarial", ha subrayado el senador, un extremo en el que han coincidido los demás grupos parlamentarios que se han opuesto a la moción, "a no ser que quieran igualar a la baja", ha señalado Concepción Palencia, de Unidos Podemos.

"Detrás de la diferencia salarial hay una gran diferencia presupuestaria, que les permite a unas comunidades dar más que a otras. Las regiones no debemos competir entre nosotras, sino cooperar, y el papel del Ministerio es el de coordinar esa cooperación a través del Consejo Interterritorial", ha remarcado María del Mar del Pino Julios, de Coalición Canaria.

Financiación

Más allá del cruce de acusaciones, el senador Martínez Olmos ha preguntado a los populares cómo piensa dotar de recursos la pretensión de homogeneizar los sueldos a los profesionales del SNS, "si es que no quieren hacerlo a la baja y reducir el sueldo de los sanitarios".

En este sentido, el socialista ha acusado al Grupo Popular de actuar como "un verso suelto del Gobierno", ya que "Montoro nunca va a dar el visto bueno al dinero que se necesita para la equiparación" que, según sus cálculos, rondarían los 8.000 millones de euros de dotación adicional para el SNS.

Por ello, Martínez Olmos ha preguntado al Partido Popular si han previsto dicha financiación y cuál sería la propuesta de la formación en el Gobierno para ello, a lo que Jesús Ramón Aguirre, senador popular, ha contestado que "no es una cuestión de financiación, sino de voluntad política", para lo que ha puesto como ejemplo a su región, Andalucía, "donde existe la mayor brecha salarial de los sanitarios con el resto de España" y, ha señalado, allí gobierna el PSOE.

Armonizar en lugar de homogeneizar

Los senadores también han incidido en que hablar de la homogeneización es un error, puesto que no se puede prescindir de determinados complementos que incentivan a los profesionales, por lo que han pedido que se "armonicen" las retribuciones.

En este punto, los partidos nacionalistas han preguntado a los senadores populares si detrás de esta moción no se esconde la intención de tratar de "centralizar aún más" las competencias sanitarias de las comunidades autónomas.

"Lo que pretende esta moción es contrario a la Constitución. Las autonomías gestionamos lo que por ley nos corresponde, y eso a pesar de que el Gobierno ha ido reduciendo nuestras competencias y, de facto, ya hemos llegado a un grave quiebro de las competencias autonómicas. Quieren quitarnos las competencias para fijar los complementos e imponer un sistema centralizador", ha acusado Nerea Ahedo, del Partido Nacionalista Vasco.