El proyecto EXO-CART prevé "su aplicación en ensayo clínico para 2026/2027, tras demostrar su efectividad en animales"

Horizonte de 4 años para probar las CAR-T de nueva generación en humanos
Karim Benabdellah y Concha Herrera.


19 may 2022. 09.00H
SE LEE EN 4 minutos
El Centro Pfizer-Universidad de Granada-Junta de Andalucía de Genómica e Investigación Oncológica (Genyo) lidera un estudio sobre células CAR-T centrado en la inmunoterapia celular aplicada a tumores sólidos, linfoma y leucemia. "El proyecto EXO-CART propone complementar las terapias CAR-T universales con exosomas terapéuticos obtenidos de las propias CAR-T universales y funcionalizarlas además con drogas". Así lo explica el investigador principal del trabajo Karim Benabdellah a Redacción Médica, quien también asegura que "se prevé su aplicación en un ensayo clínico para 2026/2027, siempre que se demuestre su efectividad en modelos animales".

Las CAR-T universales que Benabdellah usa, en colaboración con Concha Herrera, investigadora del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (Imibic), son "CAR-T CD19, que carecen de receptores de células T (TCR) y antígenos leucocitarios humanos (HLA)". A pesar de que "el proyecto EXO-CART está en fase preclínica y no se prevé su uso en humanos a corto plazo, es cierto que parte de los resultados están siendo evaluados para su inclusión en un futuro ensayo clínico independiente en cuatro años".

Benabdellah admite que "el objetivo principal de este proyecto consiste en la generación de una plataforma eficaz y segura, basada en técnicas de edición y adición genómica, para la obtención de exosomas terapéuticos a gran escala a partir de células CAR-T universales". Además, subraya que "los exosomas obtenidos mediante esta plataforma se inocularán de manera alogénica y sinérgicamente con las CAR-T universales, desarrollados previamente por el equipo incrementando así la eficacia antitumoral de las terapias CAR-T en neoplasias hematológicas de estirpe B y abriendo la posibilidad de su uso en otros procesos oncológicos como es el caso de los tumores sólidos".

Según Benabdellah, lo que diferencia a este proyecto de los demás es que "al tratarse de un producto libre de células, el proceso de validación es mucho más sencillo y preciso, ya que se trata de un producto puro y homogéneo". También apunta que "teniendo en cuenta el tamaño de los exosomas (alrededor de los 100 nanómetros), su capacidad de internalización será mucho más alta que la de las propias CAR-T, aumentando así su eficacia, sobre todo en el caso de los tumores sólidos".


Complementar las terapias CAR-T universales con exosomas terapéuticos "mejoraría la eficacia de la terapia CAR-T en aquellas patologías donde estas no son tan eficaces"



El hecho de complementar las terapias CAR-T universales con exosomas terapéuticos "mejoraría la eficacia de la terapia CAR-T en aquellas patologías donde estas no son tan eficaces como es el caso de los tumores sólidos, o en aquellas neoplasias donde el ambiente inmunosupresor compromete seriamente la efectividad de las CAR-T como es el caso de la leucemia mieloide aguda".

Actualmente, según detalla Benabdellah, "el proyecto EXO-CART está en fase de experimentación inicial, fase durante la cual estamos ensayando nuestro producto en cultivos celulares, tanto en monocapa como en cultivos 3D, simulando ciertos tumores sólidos".

Asimismo, según detalla Herrera, "si los resultados que se obtengan son exitosos, el uso de CAR-T alogénicos y de exosomas procedentes de los CAR-T podría mejorar los resultados de las CAR-T actuales en neoplasias hematológicas de estirpe B y podría también ser útil en otros tumores para los que en la actualidad no hay disponibles CAR-T eficaces, como la leucemia aguda mieloblástica y de los tumores sólidos".

Resultados preliminares del proyecto EXO-CART


En cuanto a los resultados preliminares del proyecto EXO-CART, Herrera aclara que "demuestran que mediante técnicas de edición genómica se podría aumentar la secreción de exosomas a partir de células T. El siguiente paso es demostrar que esos exosomas son terapéuticamente activos y que no son aloreactivos, ya que proviene de células T que carecen de HLA. De esta forma, se facilitaría su uso de una manera generalizada independientemente de la compatibilidad del donante".

Un proyecto que está financiado por la Consejería de Salud y Familia de la Junta de Andalucía y que prevé su finalización de esta primera fase "a finales de 2023", aclara Herrera. "Para poder dar continuidad al proyecto y poder plantear un ensayo clínico que es el fin último del mismo, se está solicitando financiación de forma activa", concluye Herrera.  
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.