"Las mujeres valiosas que se quedan en el camino son las más importantes"

Rodríguez Ledo explica las dificultades que aún tienen las mujeres para alcanzar ciertos cargos

Pilar Rodríguez Ledo, vicepresidenta de la SEMG y miembro del Jurado de los Premios Sanitarias.
"Las mujeres valiosas que se quedan en el camino son las más importantes"
mié 05 febrero 2020. 14.30H
Pilar Rodríguez Ledo, vicepresidenta de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG), es una de las mujeres con mayor cargo de responsabilidad dentro de una sociedad de Medicina de Familia en España. Se trata de una especialidad muy feminizada en una carrera que ya de por sí cuenta con mayoría femenina: dos de cada tres estudiantes son mujeres. Pero, con todo, queda mucho por hacer. 

"Supongo que en las sociedades científicas pasa como en el mundo en general: hay una serie de roles preestablecidos que hacen diferente y difícil algunos posicionamientos y planteamientos familiares y profesionales", asegura la médica de Familia y una de los miembros del Jurado de los Premios Sanitarias que Redacción Médica celebra el día 3 de marzo.  

Rodríguez Ledo considera que esto no va de hombres y de mujeres, sino de que las sillas las ocupen personas según su capacidad, independientemente de su género. "Considero que, al final, lo más importante es que quien esté en el puesto sea la más idónea y se le permita que la más idónea acceda. Ambas cosas", asegura.

Igualdad de oportunidades real 


Pilar Rodríguez Ledo explica quiénes son sus referentes en la vida. 

"Y las soluciones -prosigue- no son distintas de la vida: se necesitan igualdad de oportunidades. Pero no es algo que surja porque sí de la noche a la mañana. Hay que poner los recursos y los medios para que efectivamente exista. Que si yo quiero tenga las mismas posibilidades de acceder y, si no las tengo, sí disponga de opciones para mejorar. Al final nadie nace cualificado para un puesto y lo que tenemos que hacer es ir progresando cada día".

"Creo que yo también he tenido más problemas a la hora de publicar en revistas científicas. Muchas veces el mundo es muy complejo. No se puede negar que hay numerosas ocasiones en las que ser 'conocido de..', 'ser del mundo de..' o 'del círculo de...' facilita las cosas. Entonces, si no eres de ese círculo que hasta ahora siempre ha sido masculino, o de esa universidad que sale en prensa porque resulta que vives en Lugo, como yo, no estás en igualdad de condiciones. Tenemos que luchar para que todos seamos iguales. Pero de verdad", prosigue. 


"Lo importante son las mujeres que se quedan por el camino siendo muy valiosas"


En este sentido, recuerda que hay gente que llega, pero con muchísimo más trabajo y después de haber superado obstáculos que otros compañeros no han tenido a su paso. "Pero lo más importante no son las personas, o las mujeres, que lo consiguen. Son las que se quedan por el camino siendo muy valiosas. Representan una pérdida de valor profesional y personal para la sociedad que no creo que debamos permitirnos el lujo de perderla". 

Así, recuerda a esas mujeres de las que se asombró que, en un momento dado, no siguiesen porque se habían cansado de luchar. Aunque luego lo entendiese. Y todo lo contrario: a gente que sí ha llegado sin contar con esa valía que a otras les sobraba.  

Inquietudes


Ella sí que ha llegado lejos. Compagina su ejercicio como médica en Lugo con la vicepresidencia de la SEMG. La vocación, y la inquietud, le viene desde bien pequeña. De su médico. De la admiración que sentía por el pediatra y, después, por el de Familia. Por su cercanía. "Me parecía una labor muy bonita", asegura.

Pero reconoce que, como todos los niños, no era lo único que le gustaba. También hubo una época en la que quiso ser egiptóloga. Y piloto de aviación, una inquietud que aún perdura. La conducción es una de las actividades que más le gustan y espera sacarse el carnet para pilotar, o para navegar, algún día. Las Matemáticas son otra de sus pasiones. 

"Lo que más me gusta de Familia es el tú a tú, la relación directa con el paciente y esa cercanía; el conocer al paciente y su casa, toda su historia familiar y comunitaria. Me parece que el hacer seguimiento de una persona desde su nacimiento hasta el final de sus días, tanto a ella como a toda su familia, tiene un encanto y un conocimiento del ser humano y del estado de salud familiar muy importante. Eso me gusta mucho. Y además es muy curioso cuando vas viendo crecer a las generaciones. Ves aquella niña que nació y que después resulta que es tu residente. Y después ya es un médico en ejercicio. Hacer todo ese seguimiento me parece que le aporta un gran valor al trabajo", añade. 

La entrevista tuvo lugar en el parque Quinta de los Molinos, situado al noreste de Madrid.

La entrevista tuvo lugar en el parque Quinta de los Molinos, situado al noreste de Madrid.


Trayectoria de 31 años 


Médica desde hace 31 años, explica que su día a día es muy variopinto. Sus primeros 18 años de ejercicio los pasó en el mundo rural, en un entorno "duro". "Toda una experiencia que me enseñó lo que es de verdad y en profundidad no solo la Medicina, sino el ser humano", relata.

Después pasó a una consulta de un medio urbano. En los últimos años ha estado dedicada a la docencia y a la investigación en innovación y calidad. Temas que también le gustan y que son otra vertiente del día a día del médico de Familia. "Pero mis pacientes todavía siguen viniendo a verme cuando van al hospital para saludarme y a contarme cómo les va y cuál es su situación", apunta. Lo compagina con la vicepresidencia de la SEMG convencida de que es una forma de completar su vertiente profesional y de acercarse a los compañeros de la profesión y a sus vivencias dentro de la especialidad. 


"Espero que mi madre me haya transmitido sus valores porque ese sería su mayor legado"


Preguntada por sus referentes, no responde con un nombre conocido, sino todo lo contrario: "A mí me gusta mucho la gente sencilla pero profunda. Y la mayor parte de esas personas son las que decía que se han caído por el camino. Porque al final han prevalecido sus valores sobre unas luchas que podían ser estériles. Tengo mujeres de referencia, pero aunque dijera sus nombres seguramente iba a ser difícil que las reconozcan. En el mundo de la Medicina, y en la vida, pensamos en los grandes personajes como referentes. Pero el mejor personaje es aquel que desempeña su actividad de una forma honesta, cercana y completa. Es esa es la persona que es capaz de aportar valor e ilusión en su entorno, ilusión; que hace que todos cuantos estén a su alrededor prosperen".

Y piensa, sobre todo, en su madre. "Una persona anónima, que no está en los top ten de ninguna lista, pero que es de admirar por sus valores, su comportamiento vital, su positivismo y su ilusión", asegura.  Valores que espera haber heredado "porque sería su mayor legado". Por su manera de hablar de ella, de su labor y de su vida, parece que lo ha conseguido. 

La vicepresidenta de la SEMG será una de las miembros del Jurado de los Premios Sanitarias.

La vicepresidenta de la SEMG será una de las miembros del Jurado de los Premios Sanitarias.




Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.