Descubren cómo la piel humana se recupera de la radiación ultravioleta

Hay células que permanecen en la superficie durante dos semanas después de la exposición a los rayos

Descubren cómo la piel humana se recupera de la radiación ultravioleta
lun 20 abril 2020. 16.10H
Un estudio dirigido por un científico del NIHR Manchester Biomedical Research Center ha identificado, por primera vez, cómo la piel humana suprime la inflamación después de la exposición a la radiación ultravioleta (UV). Nathan Hawkshaw es el autor principal de este artículo de investigación publicado en Clinical & Translational Immunology

Como parte del estudio, personas sanas voluntarias acordaron que su piel estuviera expuesta de manera segura a una dosis única de UV que causa inflamación en la Unidad de Fotobiología de Salford Royal. Luego se tomaron muestras de piel, y los investigadores examinaron el perfil inmune y la composición de la piel con el tiempo.


"Estos hallazgos sientan las basas para futuras investigaciones"


Los resultados mostraron que la radiación ultravioleta 'recluta' las células T, CD4+ GATA3+ y CD+ GATA3 +, -que ayudan a la piel a repararse a sí misma después de la exposición a la radiación UV-, en el área inflamada de la piel mientras que altera su composición durante 14 días.

Esto difiere de otros estudios anteriores realizados por otros investigadores en ratones (modelos experimentales), que sugieren que la inflamación inducida por la radiación UV en humanos implica una "fase posterior a la resolución". Durante esta fase hay una considerable inmunomodulación -lo que significa que el sistema inmunitario de la de una persona se estabiliza y se repara a sí mismo- involucrando células T que han sido observadas en diferentes modelos experimentales.

Hawkshaw, que trabaja dentro del Programa de Fotodermatosis de este centro en Manchaster, ha señalado que "los resultados de nuestra investigación traslacional desafían el pensamiento actual y muestran, por primera vez, que ciertas células permanecen en la superficie de la piel humana durante algún tiempo después de la exposición a los rayos ultravioleta".

Permanecen unas dos semanas en la piel 


"Esencialmente, las células responsables de ayudar a que la piel vuelva a la normalidad después de que esté expuesta a los rayos UV permanecen allí durante aproximadamente dos semanas; podrían estar allí para prevenir el crecimiento anormal de la piel, o potencialmente para actuar como 'guardianes' contra una mayor inflamación", ha señalado.

"Si bien -ha proseguido- hemos sabido por qué la piel se inflama después de haber estado expuesta a rayos ultravioletas durante algún tiempo, particularmente a través de la exposición al sol y las quemaduras solares, hasta ahora se desconoce qué hace la piel para resolver esto y cómo se adapta a largo plazo". "Por lo tanto, estos hallazgos sientan las bases para futuras investigaciones sobre por qué estas células se comportan de la manera en que lo hacen", puntualiza. 

Esta nueva evidencia sobre cómo la piel reacciona a los rayos ultravioleta podría ayudar al desarrollo de nuevos tratamientos dirigidos para pacientes con reacciones inflamatorias excesivas a la exposición al sol (fotodermatosis), así como para aquellos con cáncer de piel.



Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.