19 nov 2018 | Actualizado: 18:10

Siemens crea un sistema de rayos X robotizado con dos brazos

La máquina sirve para Radiología, Ortopedia, Radioscopia y Traumatología

Lunes, 30 de noviembre de 2015, a las 13:37
Redacción. Madrid
Por primera vez un único y sencillo sistema de Rayos X realiza varias pruebas médicas para distintas especialidades. Se trata del  primer robot de rayos X, el Multitom Rax de Siemens Healthcare que, a diferencia del convencional 2D, realiza pruebas de radioscopia, angiografías e incluso imágenes en 3D.

El operador posee el control absoluto de todo el sistema de movimiento y sólo presionando un botón, dos brazos robóticos se colocan de forma automática alrededor del paciente, de la forma más segura y adecuada que existe.

Luis Cortina, CEO de Siemens Healthcare España

No resulta necesario mover al paciente o trasladarle de sala para realizar cualquier tipo de test de imagen, por lo que las pruebas resultan menos dolorosas y más rápidas.  Este nuevo robot de Siemens se ha mostrado capaz de mejorar los procesos de trabajo en los hospitales e incrementar, por tanto, su eficiencia.

El robot Multitom Rax de Siemens Healthcare se ha presentado durante el Congreso de la Sociedad Norte Americana de Radiología (RSNA), la feria sobre Radiología más importante del mundo, que tendrá lugar hasta el próximo día 5 de diciembre.

Para el profesor Michael Lell, director médico del Instituto de Ciencia de la Imagen del Hospital Universitario Erlangen, “el Multitom Rax es como un dispositivo universal que cubre todos los aspectos de diagnóstico con Rayos X. Se podría llamar la navaja suiza de la Radiología”, ha señalado.

El nuevo sistema se emplea en numerosas especialidades, desde urgencias médicas a Medicina ortopédica, Angiografía o Radioscopia, lo cual permite optimizar los procesos de trabajo clínico. Además, al poder colocar el sistema en cualquier posición, se obtienen diferentes imágenes de rayos X, tanto estáticas como dinámicas, en una misma sala y con un sencillo sistema de rayos X. 

Este novedoso equipo permite un gran ahorro y evita costes innecesarios, sobre todo en las pruebas de especialidades que no se llevan a cabo en el día a día y que resultan poco económicas para los hospitales. Este robot también alivia la carga de las pruebas ordinarias en los centros sanitarios, que suelen provocar largos tiempos de espera.

Primer robot preciso de Rayos X

Los dos brazos Multitom Rax se desplazan de una posición a otra de forma automática gracias a la tecnología robótica. Mientras un brazo mueve el tubo de rayos X y la pantalla táctil, el otro manipula el detector de pantalla plana, que graba secuencias de forma estática, dinámica y en 3D. “La tecnología robótica asegura una alta precisión y automatización, permitiendo alcanzar un nuevo nivel de estandarización y rendimiento”, ha explicado Francoise Nolte, director de la línea de productos de Rayos X  en Siemens Healthcare.
“La colocación precisa de los brazos en tres planos diferentes hacen que las pruebas sean mucho más sencillas.

Con independencia de si el paciente está de pie, sentado o tumbado, los brazos robots se mueven con perfecta precisión. Nuestra estrategia está basada en el principio del movimiento del sistema y no del paciente, lo que reduce el riesgo de provocar otras dolencias y dolor”, ha concluido.

Por otro lado, la mesa ergonómica del paciente y el completo sistema móvil del Multitom Rax proporcionan una atmósfera mucho más cómoda para realizar las pruebas. El sistema está diseñado para adaptarse a todo tipo de pacientes, desde niños, a personas mayores. También puede colocarse a la altura deseada, facilitando el trabajo al personal del hospital.

La imagen en 3D proporciona un diagnóstico certero

La imagen de tomografía computarizada en 3D se utiliza a menudo en pruebas ortopédicas para ver las prótesis implantadas en articulaciones y asegurar que están perfectamente adaptadas a la anatomía del paciente. Ahora, por primera vez, el Multitom Rax hace posible tomar imágenes en 3D bajo condiciones normales de apoyo de peso. Y es que las imágenes tomadas de la pelvis, las rodillas o la columna vertebral varían en función de la influencia del peso del paciente sobre estas partes del cuerpo, ya que no es lo mismo realizarlas con el paciente de pie que sentado o tumbado.

La imagen en 3D realizada por el Multitom Rax ofrece un mejor diagnóstico. Entre sus muchas ventajas con respecto a los sistemas de Rayos X convencionales, es que puede detectar  una fina fractura en los huesos. Si se utilizara de forma directa el Multitom Rax en vez de los sistemas de rayos convencionales 2D, en estos casos se evitaría que el paciente tuviera que someterse de nuevo a la prueba.

Menor exposición a la radiación

La aplicación CARE que integra el Multitom Rax permite reducir la dosis de radiación todo lo posible tanto para los pacientes, como para el personal del hospital. Gracias a este sistema de Rayos X, que sólo cubre la parte del cuerpo que necesita ser escaneada, se evitan las repeticiones de pruebas y ayuda a proteger a los pacientes de exposiciones innecesarias a la radiación. Y es que, este sistema monitoriza y optimiza durante la exploración y en tiempo real la dosis de radiación, consiguiendo reducir al mínimo la exposición del paciente.