Se ha analizado en dos centros de Primaria de Barcelona



27 ene 2013. 18.01H
SE LEE EN 1 minuto

Redacción. Barcelona
La sanidad pública catalana puede ahorrar 22 millones de euros anuales en la factura farmacéutica y 133 millones de dosis mediante la prescripción de medicamentos en dosis unitarias para las enfermedades agudas más habituales, según un estudio del Consorci de Salut i Social al que ha tenido acceso Europa Press.

Manuel del Castillo, secretario general del Consorci.

El estudio, realizado en dos centros de Atención Primaria de Barcelona, concluye que se puede ahorrar de este modo hasta un 2 por ciento del gasto total de farmacia en Cataluña, frente al 6 por ciento-según la Generalitat-con el euro por receta, que el Tribunal Constitucional (TC) ha suspendido de forma cautelar tras admitir a trámite el recurso del Gobierno central.

Este es el impacto que tendría la utilización de 19 fármacos unidosis -antibióticos, antivirales, antiinflamatorios, analgésicos y protectores gástricos- para tratar dolencias agudas, aunque el formato unitario puede extenderse a otras prescripciones para ajustar las dosis a la duración de la enfermedad.

En los ambulatorios analizados, por ejemplo, puede suponer un ahorro económico anual de hasta el 34 por ciento y evitar un 15 por ciento de dosis, al ofrecer una alternativa en la dispensación de productos como Omeprazol, uno de los más consumidos y cuyas presentaciones son para procesos de más de 14 días.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.