14 nov 2018 | Actualizado: 16:40

Los pacientes con melanoma piden un acceso más rápido a fármacos y un mayor apoyo psicológico y social

Más campañas de concienciación y la protección solar en cualquier época, claves en la prevención

Viernes, 14 de diciembre de 2012, a las 16:15

Ángel Merino / Imagen: Adrián Conde. Madrid
Facilitar el acceso de pacientes a la información sobre el melanoma metastásico, a la vez que asesorarles sobre nuevos fármacos, tratamientos y ensayos clínicos, es la prioridad que se marcan en la actualidad las instituciones que luchan porque el porcentaje de supervivencia  de la enfermedad aumente.

Barragán analiza las conclusiones del estudio sobre las necesidades de los pacientes.

Así lo han hecho entender Begoña Barragán, presidenta de Gepac  (Grupo Español de Pacientes con Cáncer), y Salvador Martín Algarra, presidente del GEM (Grupo Español Multidisciplinar en Melanoma), en la presentación del estudio ‘Necesidades de los pacientes con melanoma y de sus familiares’, que han elaborado ambas organizaciones con el patrocinio de la compañía farmacéutica Bristol-Myers Squibb.

En el estudio se recogen “las principales inquietudes y problemas -más allá de tratamientos científicos- de los enfermos afectados con esta variedad de cáncer,  que causa la muerte de más de 800 personas al año”, explica el presidente del GEM. “En los últimos tres años ha habido muchos avances y se ha demostrado que la inmunoterapia es mejor que la quimioterapia, además de que han surgido nuevos fármacos activos y se ha abierto el horizonte en la investigación terapéutica”, matiza Salvador Martín.

Dentro de este panorama esperanzador, según asegura la presidenta de Gepac, “las necesidades de los pacientes se centran en un fácil acceso a los medicamentos y ensayos clínicos” enmarcadas dentro de un “apoyo psicológico y social al tratarse de una enfermedad de larga duración con síntomas visibles”.

Begoña Barragán, presidenta de Gepac, y Salvador Martín, presidente del GEM.

Como medidas de prevención, Begoña Barragán coincide con Salvador en que se deben “prevenir conductas desde la infancia”, con un uso continuado de protectores solares y con “más campañas por parte de las administraciones, no únicamente en verano”. En este sentido, hay que huir del clásico “el cáncer es eso que le pasa a los otros” y tomar conciencia de que “nos puede pasar”, añade Begoña.

Con esta premisa, y con los avances que se vienen produciendo en los últimos tres años, tanto Gepac como GEM apuntan que si se tienen en cuenta “las necesidades de los pacientes y se les proporciona la debida información, las posibilidades de curación podrán aumentar”.