Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30

Los donantes dan un sobresaliente a la atención del Banco de Sangre

A lo largo de 2013 se recogieron 7.585 encuestas, más del doble de las recogidas en 2012

Jueves, 17 de abril de 2014, a las 15:33
Redacción. Palma de Mallorca
Los donantes de sangre han puntuado con un sobresaliente la atención recibida por el Banco de Sangre de las Islas Baleares. Las encuestas de satisfacción de los usuarios son uno de los procesos estratégicos del sistema de calidad de la Fundación Banco de Sangre y Tejidos de las Islas Baleares.

Martí Sansaloni preside el Banco de Sangre.

El objetivo de dichas encuestas es conocer las necesidades de las personas que van a donar sangre. A lo largo de 2013 se recogieron 7.585 encuestas, más del doble de las recogidas en 2012 (3.392 encuestas), según ha informado el Govern en un comunicado.

Las encuestas de satisfacción a donantes de sangre se realizaron desde enero de 2013 a través de correo electrónico, teniendo en cuenta la última experiencia con la donación si no han podido donar en su última visita, si han donado por primera vez, si son donantes habituales, si hace más de 6 años que no acuden a donar o si donan por aféresis.

Con la personalización de las encuestas se ha conseguido duplicar la participación y recoger mejor información cualitativa y cuantitativa. El uso personalizado permite que junto con el envío de la encuesta se reciba información adaptada a sus inquietudes y necesidades.

Una atención sobresaliente

Los donantes de sangre valoraron globalmente la atención recibida con un sobresaliente. La tabla muestra la participación y el grado de satisfacción global según la experiencia vivida. Así, los resultados muestran que los donantes de primera vez valoran mejor el servicio del Banco de Sangre (93,7 por ciento) y participan más en el envío de encuestas frente a los donantes por aféresis (87,6 por ciento), que son más exigentes.

Del mismo modo, se realizan encuestas a los donantes que no han podido donar con el objetivo de minimizar su frustración, se mejora o amplia la explicación ofrecida, siendo una nueva oportunidad para recordar cuándo pueden volver a intentarlo.

Las mejoras solicitadas tanto por los usuarios que no han podido donar como por aquellos que lo hicieron por primera vez se centran en mejorar la atención. Los donantes habituales sugieren mejoras en las colectas (horarios, lugares, frecuencia, locales, etc.), mientras que los donantes por aféresis piden un mejor refrigerio después de la donación de sangre.