Redacción Médica
18 de julio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 16:50

Díaz: “Los recortes son inasumibles y tienen un carácter muy ideológico”

La consejera de Bienestar Social ha criticado las medidas del Gobierno sobre sanidad y Dependencia

Jueves, 26 de julio de 2012, a las 21:23

Redacción / Imagen: Pablo Eguizábal. Oviedo
La FSA-PSOE pondrá en marcha una campaña explicativa, con reuniones abiertas por todo el territorio asturiano, acerca de las medidas puestas en marcha por el Gobierno del Partido Popular y cómo afectan a sanidad y educación. En la reunión de trabajo ha estado presente la consejera de Bienestar Social, Esther Díaz, quien ha recalcado que los recortes "no son asumibles y tienen un carácter muy ideológico".

La consejera de Bienestar Social del Gobierno del Principado de Asturias, Esther Díaz.

Durante la reunión de trabajo se han abordado las consecuencias de los recortes en ámbitos como la sanidad y la dependencia acordados por el Gobierno de Mariano Rajoy, y se ha clarificado la aplicación concreta de cuestiones como el copago farmacéutico, la modificación en los grados de dependencia o la reducción de las prestaciones por el cuidado en el entorno familiar.

En el encuentro de trabajo han estado presentes la consejera de Bienestar Social del Gobierno del Principado de Asturias, Esther Díaz; la directora general de Atención a la Dependencia, Clara Costales; el director general de Salud Pública, Julio Bruno; y el director general de Innovación Sanitaria, Enrique González.
Díaz valora los recortes

La consejera de Bienestar Social, Esther Díaz, ha considerado hoy que los recortes en sanidad y en dependencia son "tan drásticos" que "no son asumibles en su conjunto" y que tienen "un carácter muy ideológico". La exalcaldesa de Langreo ha dicho a los periodistas que las medidas del Gobierno de Mariano Rajoy respecto a la Ley de Dependencia esconden un recorte importante, porque aunque digan que pretenden hacer más sostenible el sistema, "lo que hacen en debilitarlo". Primero, porque la cuantía destinada decrece, tanto en servicios como en el nivel de participación en los servicios, ha explicado.
Como ejemplo, ha indicado que se asegura que continúan pudiendo ser atendidos los dependientes en un centro de día o a domicilio, pero lo que se hace es que tengan que escoger y que uno lo paga la comunidad autónoma pero el otro el dependiente.

A juicio de Díaz, son reformas en profundidad y con carácter muy ideológico, que hacen recaer los ajustes presupuestarios "sobre las personas que más necesitadas de apoyo están", cuando los recortes deberían afectar a toda la sociedad, "y no siempre a los mismos".

No puede mejorar la aplicación de la Ley de Dependencia, ha añadido Díaz, aunque así lo diga el Gobierno, si las reformas alargan los plazos, como para resolver las evaluaciones de minusvalía, si pasan de seis meses a dos años, con lo que se retrasan los procesos sin que se pague por los retrasos.