Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 19:30

Homs: “Mato nos hace la puñeta con el euro por receta”

La tasa estuvo en vigor durante siete meses

Jueves, 08 de mayo de 2014, a las 16:04
Redacción. Barcelona
El consejero de Presidencia autonómico, Francesc Homs, ha replicado este jueves a la ministra de Sanidad, Ana Mato, que el Gobierno central “no hace ni deja hacer”, después de que ésta afirmara este miércoles que el euro por receta, declarado inconstitucional por el Tribunal Constitucional (TC), perjudicaba a los catalanes porque los discriminaba.

Francesc Homs, consejero de Presidencia autonómico.

En rueda de prensa en la Generalitat para anunciar el Premio Internacional Cataluña, Homs ha tachado de francamente triste la actitud del Gobierno central, puesto que mientras hay gobiernos que toman medidas para hacer viable y sostenible la asistencia sanitaria, como es el caso de Cataluña, hay otros “que se dedican a hacer la puñeta”.

Según Homs, el Ministerio ha “perdido el conocimiento” de la gestión sanitaria porque hace mucho tiempo que no se dedica a ello, por lo que ha pedido más prudencia y respeto por los que están haciendo esfuerzos en un contexto difícil.

Cataluña mantuvo en vigor durante casi siete meses la tasa del euro por receta, con la que recaudó cerca de 49 millones de euros entre el 23 de junio de 2012 y el 15 de enero de 2013, aunque cifró en 198 millones el coste de suprimir esta tasa, dado que más allá de la recaudación directa preveía ahorros superiores a los 100 millones.

La tasa se diseñó con un tope máximo por persona para evitar penalizaciones a los enfermos crónicos, aunque los datos muestran que el 5,5 por ciento de la población que más fármacos consumió aportó hasta el 32 por ciento de lo recaudado, a pesar de que hasta 127.000 personas fueron excluidas del pago del impuesto por considerarse vulnerables.

El euro por receta generó también quejas entre algunos sindicatos y usuarios de la sanidad, que organizaron campañas de protesta por lo que consideraron una barrera en el acceso a los fármacos, y hasta 40.000 pacientes –unas 6.000 recetas al mes– se negaron a pagar el euro durante el tiempo que estuvo en vigor, el 0,08 por ciento de las recetas que se prescribieron.

NOTICIAS RELACIONADAS:

Mato: “Lo que perjudicaba a los catalanes era pagar más por los medicamentos” (07/05/2014)

El Constitucional declara ilegal el euro por receta de Cataluña (06/05/2014)

Metges de Cataluña aplaude la anulación del euro por receta (07/05/2014)