13 nov 2018 | Actualizado: 18:50
Lunes, 03 de septiembre de 2012, a las 12:02

Celia Gómez.

Redacción. Oviedo
La gerente del Servicio de Salud del Principado de Asturias (Sespa), Celia Gómez, ha mantenido un nuevo encuentro con los representantes de los trabajadores encerrados en las oficinas centrales para trasladarles la conveniencia de “que abandonen el encierro” que mantienen desde el miércoles y reanuden “cauces de diálogo más normalizados” que les permitan desarrollar conjuntamente el acuerdo del Gobierno para la aplicación del aumento de jornada.

Según ha informado la Consejería, en el marco de este diálogo, “el Sespa tendrá en cuenta los planteamientos de los trabajadores siempre y cuando estos no se contrapongan con el objetivo central de contribuir a reducir el déficit sanitario e incidir directamente en la mejora de la calidad del servicio”.

Según ha informado la Consejería, Celia Gómez ha pedido a los representantes de los trabajadores de la Sanidad que comprendan “lo excepcional de una situación tremendamente complicada” “que afecta a todas las áreas del Gobierno asturiano”. En el caso de la sanidad, Celia Gómez ha recordado que los servicios sanitarios parten de un déficit estructural que se ha agudizado por la crisis y que no se trata de una situación inesperada para los representantes de los trabajadores.

Esfuerzo y sacrificio

El Sespa y la Consejería de Sanidad han reconocido “el esfuerzo y el sacrificio que se está pidiendo a los empleados públicos sanitarios para sostener y hacer viable el Sistema Nacional de Salud”, en los términos expresados por el consejero, Faustino Blanco, en su comparecencia en la Junta General del Principado.

La Administración ha recordado que “en otros entornos laborales se están haciendo importantes sacrificios que se traducen en desempleo, precarización de las condiciones de trabajo, pérdidas de derechos y de prestaciones” y ha añadido que en esta situación “el esfuerzo que se pide a los trabajadores sanitarios contribuirá a mantener un servicio público esencial, a la vez que se reduce el déficit de la sanidad y se estabilizan las cuentas públicas”.

Escenarios “más favorables”

De este modo, considera que “una vez superada esta situación excepcional, con el esfuerzo de todos, se podrá avanzar hacia escenarios más favorables en cuanto a condiciones laborales y retributivas”.