21 nov 2018 | Actualizado: 11:20

El equipo de resonancia de la Fundación Hospital Calahorra realizará 4.500 estudios cada año

El presidente destaca la alta calidad diagnóstica del equipo que lleva ya un mes funcionando en el centro hospitalario

Martes, 03 de junio de 2014, a las 15:56
Redacción. Logroño
El presidente Pedro Sanz acompañado por el consejero de Salud y de Servicios Sociales, José Ignacio Nieto, y el gerente del Hospital de Calahorra,Alejandro López del Val, ha visitado la nueva instalación hospitalaria que acoge el equipo de Resonancia Magnética (RM).

Pedro Sanz, durante su visita.

Este medio diagnóstico supone una mejora sanitaria sustancial para la Rioja Baja. Con el nuevo equipo de Resonancia Magnética se dota al Hospital de tecnología de última generación que va a contribuir en la toma de decisiones diagnósticas al tratarse de una exploración de gran precisión para un buen número de patologías.

El equipo presenta todas las novedades que existen actualmente en radiología y tratamiento de la imagen y, al igual que el resto de dispositivos del centro, está también integrado dentro de la historia única de salud que tiene cada ciudadano del Sistema Público de Salud de La Rioja y por tanto, los resultados de sus pruebas diagnósticas pueden ser consultados no solamente por los profesionales de este hospital, sino de todo el sistema sanitario riojano.

El equipo destinado al Hospital dispone de un imán de 1.5 tesla con un amplio campo de visión útil, en particular para estudios espectroscópicos y estudios periféricos, obteniendo imágenes nítidas de alta calidad diagnóstica y reduciendo el tiempo total del paciente en la máquina. El coste aproximado del equipo de de 1,2 millones de euros, si bien, al sistema sanitario no le supone coste alguno ya que queda incluido dentro del contrato que el Sistema Público de Salud de La Rioja mantiene para  Radiología y Diagnóstico por la Imagen. Por tanto es asumido plenamente por la empresa adjudicataria.

Este nuevo equipo lleva ya dando servicio a los usuarios del centro riojabajeño desde hace un mes en las instalaciones que han sido construidas en el centro para acoger específicamente este equipamiento. Dichas instalaciones cuentan con todas los dispositivos de seguridad necesarios para este tipo de dispositivos.

Las obras se han realizado en los primeros meses de este año y han tenido para la Fundación un coste de 300.000 euros.  La nueva zona de resonancia magnética se encuentra en un nuevo anexo del hospital, ubicado dentro del área de Radiología y muy cercano a la zona de sala de espera, a fin de facilitar el acceso de los usuarios.

Las obras han consistido básicamente en la construcción de un módulo completo en uno de los patios del hospital. En este módulo se ha instalado la Resonancia Magnética dentro de una jaula de Faraday que protege de las interferencias electromagnéticas ambientales, tales como ondas de radio o teléfonos móviles.  En las salas de electromedicina (particularmente en salas de Resonancia Magnética), estas interferencias pueden afectar el funcionamiento y la calidad de las imágenes adquiridas, de modo que estas salas llevan un blindaje especial para garantizar la atenuación requerida.

Asimismo permite la realización de estudios del sistema nervioso central sin necesidad de mover al paciente. En cuanto a la actividad prevista, se estima que se lleven a cabo alrededor de 4.500 estudios cada año en estas instalaciones