15 de diciembre de 2017 | Actualizado: Viernes a las 14:40
Autonomías > Navarra

El centro de salud de Lodosa, un edificio de consumo de energía "casi nulo"

El espacio está adaptado a la directiva europea que busca promover edificios que funcionen con el mínimo consumo

Momento de la apertura del XIX Encuentro de Ingeniería Hospitalaria de Aragón y Navarra.
El centro de salud de Lodosa, un edificio de consumo de energía "casi nulo"
Redacción
Lunes, 05 de junio de 2017, a las 13:40
El nuevo centro de salud de Lodosa es ejemplo de eficiencia energética. Así lo han puesto de manifiesto un centenar de profesionales técnicos vinculados al ámbito del mantenimiento y edificación de recintos sanitarios durante el XIX Encuentro de Ingeniería Hospitalaria de Aragón y Navarra.

Y lo es porque su construcción es de alta eficiencia energética y está adaptada a los últimos requisitos para la construcción de edificios de “consumo de energía casi nulo” (EECN), de acuerdo a la directiva europea 2010/31/UE. La nueva normativa comunitaria, de obligado cumplimiento a partir de 2018, busca promover edificios que funcionen con el mínimo consumo energético y con el mayor suministro posible de energía procedente de fuentes renovables producida 'in situ' o en el entorno más cercano.

Una inversión cercana a los 4 millones de euros

El nuevo centro de salud de Lodosa, que supondrá una inversión de 3,57 millones de euros, ha previsto sistemas de aislamiento y ventilación para optimizar el gasto energético, a la vez que se garantiza el uso continuado que requiere un servicio sanitario.

El centro contará con ventilación mecánica con recuperación de calor, ventanas de altas prestaciones y ausencia de puentes térmicos, de acuerdo a los principios básicos de eficiencia energética del modelo 'passivhaus' ('casa pasiva', en referencia al estándar constructivo alemán que busca combinar confort con eficiencia y un precio asequible).

En su intervención, el consejero de Salud del Gobierno de Navarra, Fernando Domínguez, ha destacado la importancia que tiene la ingeniería hospitalaria para lograr “equipamientos e infraestructuras permanentemente disponibles para la atención sanitaria, con un alto grado de seguridad” y un coste equilibrado. Por eso, ha agradecido la labor de los profesionales de Ingeniería, Arquitectura y mantenimiento que garantizan que los equipos, instalaciones y edificios sanitarios funcionen día tras día de forma adecuada a las necesidades y de una manera continua.

Según ha señalado el consejero, el Servicio Navarro de Salud se encuentra actualmente unificando un programa de gestión de mantenimiento para todos sus centros. El programa se ha incorporado ya al Complejo Hospitalario-D (Ubarmin) y en estos momentos está en fase de implantación en el CHN-A (antiguo Hospital de Navarra).

Gestión eficiente de los edificios sanitarios

La jornada, dedicada a analizar novedades legislativas y compartir experiencias para la gestión eficiente de edificios sanitarios, cuenta con la presencia de profesionales del sector público y empresas colaboradoras. La sesión se desarrolla en torno a seis ponencias sobre temas como la eficiencia energética, la robótica quirúrgica, las nuevas tecnologías aplicadas al mantenimiento hospitalario, los sistemas de filtración del aire en áreas asistenciales y quirófanos o la identificación de proteínas asociadas a enfermedades, conferencia esta última ofrecida por Joaquín Fernández Irigoyen, investigador del centro Navarrabiomed.

Otro de los temas de debate previstos es el de la regulación de climatización en quirófanos, uno de los núcleos de consumo de energía más importantes de un hospital. El objetivo en este ámbito es minimizar el gasto en horarios de inactividad, a la vez que se garantizan las condiciones y criterios higiénicos establecidos por los servicios de Medicina Preventiva.

El encuentro ha servido también para compartir experiencias en el ámbito de la gestión de la información con herramientas informáticas específicas. Este recurso que se considera imprescindible para optimizar las labores de inventario y toda la actividad del mantenimiento preventivo y correctivo, ya que hace posible establecer un sistema de análisis de los equipamientos y planificar las reposiciones. La jornada, que cuenta con la colaboración del Servicio Aragonés de Salud y el SNS, culminará esta tarde con una visita de los participantes a las instalaciones automatizadas de la empresa Lacturale.