19 nov 2018 | Actualizado: 08:25

Madrid permite a sus médicos jubilados 'dar clase' a los jóvenes

Un convenio entre el Sermas y el Icomem para que mantengan la relación con el sector

El viceconsejero de sanidad y gerente del Sermas, Manuel Molina.
Madrid permite a sus médicos jubilados 'dar clase' a los jóvenes
mié 11 enero 2017. 19.00H
Redacción
El Servicio Madrileño de Salud (Sermas) y el Ilustre Colegio Oficial de Médicos de Madrid (Icomem) han firmado un convenio a través del cual médicos jubilados podrán realizar actividades formativas en los hospitales públicos de la comunidad.

La decisión surge a raíz de las peticiones de los facultativos retirados para seguir en contacto con la medicina aunque haya acabado su carrera. Las actividades que realizarán no supondrán el desempeño de una actividad laboral, estarán aprobadas por la gerencia del centro en cuestión y supervisadas por una comisión formada por representantes de los dos organismos, según informa la Consejería de Sanidad madrileña en un comunicado.

Los médicos jubilados compartirán su experiencia clínica, docente e investigadora en los centros a los que acudan y tendrán posibilidad de acceder a las bibliotecas de los mismos y participar en acciones de formación, además de poder utilizar los espacios del recinto para desarrollar sus actividades.

La Consejería destaca que con esta medida se consigue que los médicos que han acabado su actividad profesional puedan seguir en contacto con los hospitales y evitar una pérdida de interés en “mantenerse informados de los últimos avances en medidina”.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.