Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 19:30
Autonomías > Cataluña

Puigdemont: "Hay que diferenciar sanidad privada de conciertos públicos"

Ha aseverado que las listas de espera se reducirán solo si el Ejecutivo catalán aprueba los presupuestos

Carles Puigdemont.
Puigdemont: "Hay que diferenciar sanidad privada de conciertos públicos"
Patricia Biosca
Martes, 19 de abril de 2016, a las 15:20
El presidente del Gobierno catalán, Carles Puigdemont, ha hecho balance de los primeros cien días de la gestión de su equipo al frente de la Generalitat y ha presentado los resultados del “ambicioso” Plan de Gobierno, por el que ha pasado de “puntillas” sobre los temas sanitarios, sin entrar en uno de los Departamentos que más polémicas ha generado desde el comienzo de legislatura.

Al principio de su intervención, Puigdemont ha asegurado que la intención del actual Ejecutivo es “revertir los recortes, sus efectos y situar Cataluña en las puertas del Estado propio”. Tras la introducción, ha explicado cada uno de los puntos del Plan de Gobierno, que, en sanidad, tiene su máxima preocupación puesta en las listas de espera. “El consejero Comín espera resultados palpables para revertir la situación, aunque existen desigualdades y las cifras son excesivamente altas”, ha admitido el presidente catalán, quien ha nombrado los títulos pendientes que le quedan en materia de sanidad al actual Gobierno.

En concreto, el plan detalla un Plan estratégico de Atención Primaria y Comunitaria; la mejora de las listas de espera (de las que Comín adelantó algunos puntos en rueda de prensa); el Plan de Salud 2016-2020; el Plan Integral de Atención e Interacción Social y sanitaria (PIAISS); y, por último, el Plan Director de Urgencias. Además se ha referido a la Ley de acceso universal a la Sanidad, que, tal y como ha afirmado Puigdemont, se presentará en breve en el Parlamento catalán.

En la rueda de preguntas, ha sido interpelado directamente por las iniciativas que se presentarán para reducir las listas de espera, aunque el presidente catalán ha echado balones fuera, apuntando a los presupuestos: “Las listas de espera se han de reducir a partir de que tengamos recursos; sin ellos, no se puede hacer”. En cuanto la presencia de centros privados en la sanidad pública y de cómo se plantea la Generalitat abordar el problema, ha afirmado que “primero hay que definir el ámbito de lo privado”. “En los últimos años he percibido un interés por englobar en lo privado a lo que son conciertos públicos”, ha afirmado.

Se ha vuelto a referir a los presupuestos como "la muleta" para “garantizar no solo el Estado del Bienestar, sino mejorarlo con medidas como la reducción de las listas de espera”, y ha aseverado que el Ejecutivo tiene “un compromiso con la política pública de salud”, que se reforzará con el Plan de Gobierno presentado y los presupuestos aprobados, que calcula que se debatan en mayo y se aprueben en julio.


Acceda al documento del Plan de Gobierno íntegro aquí