El Govern está ultimando una reforma de la ley de Salud Pública que le dé más argumento jurídicos frente al TSJC

Cataluña estudia mantener el toque de queda bajo tutela judicial
El presidente Pere Aragonès y la consejera de Salud Alba Vergès durante una visita a un centro médico.


29 abr 2021. 17.30H
SE LEE EN 2 minutos
El Govern de la Generalitat de Cataluña está estudiando la modificación de la Ley de Salud Pública para dar más seguridad jurídica ante la posibilidad de establecer el toque de queda o un confinamiento domiciliario si fuese necesario una vez decaiga el estado de alarma el próximo 9 de mayo.

Según relatan fuentes autonómicas a este diario, es muy probable que esta reforma se lleve al consejo del Govern del próximo martes. Una modificación que busca dar “más argumentos jurídicos y base legal a la Generalitat” en el caso de que se tenga que recurrir al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) cuando decaiga el estado de alarma, para implementar “medidas que afecten los derechos fundamentales” en el marco de las medidas para combatir el coronavirus. 

Desde el Govern resaltan que las modificaciones que están estudiando afectan principalmente “al confinamiento perimetral y al confinamiento temporal”, pero en ningún caso anticipan ninguna medida. “Será el Procicat ( Plan de Protección Civil de Cataluña) quien decidirá en cada momento las medidas a tomar y tampoco se excluirá que tengan que pasar por el TSJC, que tendrá la última palabra”, detallan a Redacción Médica.

“Una semana más con las medidas actuales”


Durante la sesión de control en el Parlament en la que se ha sometido para tener las funciones de presidente delegadas, Pere Aragonès ha asegurado que con este cambio legislativo y el aval judicial de las restricciones que se quieran ir impulsando, el plan de contención del virus seguirá aplicándose. Además, se ha comprometido a que las restricciones que hay y que pueda haber se flexibilizarán tal y como avance la vacunación entre la población.

Así, Aragonés ha explicado que ha hablado con el Gobierno del Estado para poder adaptarse a la situación "jurídicamente diferente". Y en este sentido, ha detallado que el Govern "tendrá las herramientas y hará algunas modificaciones legislativas como la del decreto de julio para que las medidas se puedan aplicar, previa ratificación judicial pertinente".

"Son medidas que debemos mantener unas semanas más", ha justificado el vicepresidente en funciones. Del mismo modo, ha avisado: "Hay que acelerar la vacunación para poder precisamente flexibilizar las medidas, lo antes posible, pero garantizando que no damos ningún paso atrás, con criterios epidemiológicos".

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.