26 de mayo de 2016 | Actualizado: Jueves a las 14:00
Jueves, 10 de marzo de 2016, a las 14:48
Juanma Fernández. Madrid.
Los farmacéuticos hospitalarios quieren estar en mayor contacto con los pacientes, según se ha explicado este jueves en ‘La continuidad de los tratamientos y la responsabilidad de los médicos’, una jornada celebrada en la Real Academia Nacional de Medicina con la colaboración de De Lorenzo Abogados. “No compartimos que la elección del fármaco innovador sea solo decisión del médico”, ha añadido Miguel Ángel Calleja, presidente de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria.

Miguel Ángel Calleja, presidente de la Sociedad de Española de Farmacia Hospitalaria; Cristina Avendaño, presidenta de la Sociedad Española de Farmacología Clínica; y Francisco Zaragozá, catedrático de Farmacología de la Universidad de Alcalá de Henares.

Una tesis, la del farmacéutico pasando visita a los enfermos, que ha generado contrariedad entre los asistentes al encuentro. De hecho, Carlos Macaya, presidente de la Federación de Asociaciones Científico Médicas Españolas (Facme), ha reconocido que ese escenario “no es la realidad” de su hospital (es jefe del Servicio de Cardiología del Hospital Clínico San Carlos). Asimismo, se ha preguntado: “¿Para qué hace falta?, ¿se puede considerar en términos de coste-eficiencia?”. Una duda que Calleja ha respondido afirmativamente en “mejora en el seguimiento de pacientes o el intercambio de opiniones para cambios de tratamiento”.

Macaya también ha comentado que "es preciso que las insuficiencias, las dudas y las interpretaciones contradictorias a la hora de aplicar la legislación sobre medicamentos biológicos se resuelvan cuanto antes". "Debería cumplirse la normativa comunitaria y la Proposición No de Ley aprobada por el Congreso de los Diputados en junio de 2014. Las sociedades científicas, sin ninguna duda, deberán participar en la elaboración de protocolos y guías que serán necesarios para aplicar las futuras reglas de intercambiabilidad", ha sentenciado.

La sesión ha continuado con una realidad que los farmacéuticos consideran criticable: la presencia en los servicios de farmacia hospitalaria de profesionales ajenos a este campo. “Están los médicos y luego los farmacéuticos”, ha comentado en turno de preguntas uno de los asistentes; afirmación que ha arrancado un sonado aplauso. Asimismo, desde la medicina se ha criticado el “oscurantismo” de los gastos en farmacia. “Se habla de gastos globales pero no se sabe cuánto cuesta un tratamiento. Si el médico es el responsable, lo mínimo es que sepa el precio de lo que está administrando”, ha sentenciado otro de los asistentes a la jornada.

El derecho del paciente

Desde el plano legal, Ricardo De Lorenzo y Montero, socio director en De Lorenzo Abogados, ha puesto el acento en las especiales características que tiene la relación entre médico y paciente en los casos de tratamientos de larga duración, en los que la comunicación y la confianza entre ambos es fundamental.

Carlos Macaya, presidente de Facme, junto a Julio Sánchez Fierro, socio director del Área de Derecho Farmacéutico y Sociosanitaria en De Lorenzo Abogados.

También ha destacado que “la importancia del derecho del paciente a la información clínica y el deber del médico a estos mismos efectos, son presupuestos inexcusables para el consentimiento informado. El incumplimiento de este deber tiene relevancia desde el punto de vista de la responsabilidad en los planos civil, penal, administrativo, colegial, y deontológico”.

Julio Sánchez Fierro, socio director del Área de Derecho Farmacéutico y Sociosanitaria del citado despacho, ha considerado que “sería deseable que en el seno del Consejo Interterritorial se acordasen criterios comunes para los medicamentos biológicos en materia de farmacoeconomía (compras centralizadas), funciones de las Comisiones de Farmacia y Terapéutica, farmacovigilancia y garantías de información y de equidad en el acceso de los pacientes a los medicamentos biológicos, iniciales y similares”. Asimismo, asegura que “el marco regulatorio sobre biológicos es insuficiente, por lo que sería necesario aclarar cuanto antes esta situación”.