Un Colegio se une como acusación particular ante los presuntos delitos de apropiación indebida y falsedad continuada

La Enfermería se moviliza y se persona en la denuncia contra Pérez Raya
Florentino Pérez Raya, presidente del Consejo General de Enfermería (CGE).


20 mar 2021. 17.00H
SE LEE EN 4 minutos
El Colegio de Enfermería de Valladolid se ha sumado como acusación particular a la denuncia que investiga el juzgado de Instrucción número 31 de Madrid contra Florentino Pérez Raya, presidente del Consejo General de Enfermería (CGE), según ha podido confirmar Redacción Médica. Se trata de una denuncia “por presuntos delitos de apropiación indebida, administración desleal y falsedad continuada”.

En dicha denuncia se apunta a que Pérez Raya, que es presidente del Consejo General de Enfermería desde octubre de 2017 y que fue vicepresidente durante los 30 años previos, habría cometido presuntos hechos ilícitos como el cobro de comisiones, giros de facturas falsas, compra de coches o concesión de préstamos personales a través de empresas vinculadas o directamente propiedad del Consejo enfermero.

La denuncia describe, por ejemplo, un presunto entramado de empresas con “sociedades interpuestas para detraer una comisión pactada”. Se habría hecho a partir de cuatro contratos para asesorar, analizar la reputación de la profesión enfermera o diseñar planes estratégicos para la Enfermería española y andaluza que, en conjunto, alcanzarían un valor de 462.008 euros.

El texto legal señala que tanto Florentino como su esposa, María del Carmen L.G., el hijo de ambos, Florentino P.L. y la mujer de éste, Patricia D.L.R., “se pusieron de acuerdo con José María S.S.E., representante de tres empresas (dos de ellas con las que se habían firmado los contratos y una tercera, la presunta sociedad interpuesta) para detraer ilícitamente una ‘comisión’ de los cuatro contratos descritos”, según explica la denuncia que ahora se investiga.

El actual presidente del CGE también estaría señalado por la posible compra de dos coches y la concesión de un préstamo personal a través de presuntos incrementos en la facturación por la coordinación de cursos de formación que se habrían impartido en los ocho colegios enfermeros andaluces. Coches, préstamo personal y trabajos de coordinación que habrían supuesto más de un millón de euros de beneficio para Pérez Raya, según relata el texto legal.

Facturación "presuntamente falsa"


Según la citada denuncia, existiría una facturación “presuntamente falsa” de Florentino Pérez Raya a través de una sociedad familiar cuyo objeto social era la fabricación y venta de figuras de escayola. Con ella, habría facturado por servicios de coordinación de cursos a Cofunsalud y Ficssalud, las dos empresas encargadas de impartirlos y a su vez pertenecientes al CGE. A través de esta sociedad familiar habría cobrado unos 45.000 euros anuales por la coordinación de la citada formación en los ocho colegios andaluces de Enfermería durante 17 años (2001-2018).

La denuncia también detalla el abultado salario que habría percibido Pérez Raya como presidente del CGE, cargo que habría simultaneado con otros 4 puestos en diversos entes de la Enfermería española y andaluza que presuntamente le habrían proporcionado ingresos por más de 440.000 euros al año. De hecho, en las últimas semanas Pérez Raya ha renunciado públicamente a sus ingresos del CGE (149.790 euros/año, según los denunciantes) y ha dimitido de la presidencia del Consejo Andaluz de Enfermería, del que presuntamente cobraba como presidente y director general un total de 114.120 euros anuales.

Dos renuncias en las últimas semanas


A lo que no habría renunciado todavía es a la presidencia del Colegio de Enfermería de Córdoba y tampoco habría aclarado en una reciente Asamblea informativa si ha renunciado a su presunto sueldo de E-Network Salud, una empresa del CGE que, según la denuncia, le habría supuesto unos ingresos anuales de 172.733 euros al año.

La documentación que maneja el mencionado juzgado madrileño también contiene información de cinco familiares directos de Pérez Raya que presuntamente estarían trabajando en el Consejo General de Enfermería o empresas de la corporación enfermera y que, para el año 2019, habrían supuesto un gasto total en salarios de más de 227.000 euros.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.