14 nov 2018 | Actualizado: 14:30

Vicenç Thomás inaugura el simposio de muerte súbita

Jornada organizada por la Unidad de Arritmias y Síncope de la clínica USP Palmaplanas

Jueves, 31 de marzo de 2011, a las 17:59

Redacción. Palma
Expertos en Cardiología se han dado cita en el CaixaForum de Palma, durante el Simposio de Muerte Súbita organizado por la Unidad de Arritmias y Síncope de la clínica USP Palmaplanas. Entre los ponentes, ha destacado la participación de los hermanos Josep y Ramón Brugada (director Médico del Hospital Clínic de Barcelona y decano de la Facultad de Medicina de Girona, respectivamente), quienes descubrieron el denominado Síndrome de Brugada, enfermedad hereditaria de muerte súbita.

Viceç Tomàs y Antoni Bennesar, junto a los expertos, durante la inauguración de la jornada.

Tomás Ripoll, jefe de Cardiología del Hospital Son Llàtzer, e Isabel ceniceros, de la Unidad de Medicina Intensiva USP-Palmaplanas, ofrecieron una visión global de la incidencia de la muerte súbita en Balears.

Por su parte, Antonio Berruezo, de la Unidad de arritmias del Hospital Clínic de Barcelona, ha hablado de los últimos avances en prevención, diagnóstico y tratamiento y, finalmente, el doctor Rafael Rodríguez Valencia abordó la muerte súbita desde la perspectiva de su relación con el deporte.

El Simposio, al que asistieron unos 150 profesionales entre médicos de Familia, cardiólogos, intensivistas, forenses o patólogos, ha sido inaugurado por el consejero de Salud, Vicenç Thomás, con la presencia del presidente del Colegio de Médicos, Antoni Bennasar.

La muerte súbita cardiaca afecta anualmente a unas 800.000 personas en el mundo occidental, causando más muertes que el sida, el cáncer de mama, de pulmón y los accidentes cerebrovasculares juntos.