Redacción Médica
22 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 13:30

Valentín Fuster será doctor honoris causa por la Universidad de Zaragoza

También se ha aprobado el nombramiento del psiquiatra Paul R. McHugh

Lunes, 11 de julio de 2011, a las 18:15

Redacción. Zaragoza
El Consejo de Gobierno de la Universidad de Zaragoza ha aprobado este lunes el nombramiento como doctor honoris causa de Valentín Fuster, uno de los cardiólogos más reconocidos a nivel mundial y autor de dos de los libros de mayor prestigio dedicados a la cardiología clínica y de investigación “The heart” y “Atherothrombosis and Coronary Artery Disease”. Este cardiólogo catalán compagina sus funciones como director general del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC) con la Dirección del Instituto Cardiovascular del Hospital Mount Sinaí de Nueva York.

Valentín Fuster será nombrado doctor honoris causa por la Universidad de Zaragoza.

Además, Paul R. McHugh también será nombrado doctor honoris causa por la universidad zaragozana. Este especialista ha centrado su investigación en la neuropsiquiatría, los fundamentos científicos de la conducta motivada y la genética psiquiátrica y es coautor del "Mini Mental State", una de las pruebas más utilizadas en el campo de la salud mental para detectar signos de demencia y otros estados de deterioro cognitivo.

En cuanto al doctor Fuster, Premio Príncipe de Asturias de Investigación, ha desempeñado numerosos cargos, entre los que cabe destacar el de presidente de la Asociación Americana del Corazón, presidente de la Federación Mundial del Corazón, miembro del Instituto de Medicina de la Academia Nacional de Ciencias Americana, miembro del Consejo Asesor del Instituto Americano “National Heart, Lung and Blood Institute” y presidente del Programa de Formación del Colegio Americano de Cardiología.

Doctor en Medicina por la Facultad de Barcelona, Fuster se trasladó en la década de los 70 a EEUU donde continuó sus estudios. Fue profesor de Medicina y Enfermedades Cardiovasculares en la Escuela Médica Mayo de Minnesota, en la Escuela de Medicina del Hospital Mount Sinaí de Nueva York y, desde 1991 hasta 1994, fue catedrático de Medicina de la Escuela Médica Harvard en Boston, año en que fue nombrado director del Instituto Cardiovascular del Hospital Mount Sinaí de Nueva York, cargo que ocupa en la actualidad.