13 dic 2018 | Actualizado: 22:10

Valcárcel celebra haber logrado “no cerrar quirófanos ni centros de salud” por la crisis

Destaca el “esfuerzo” realizado para poner a pleno rendimiento los dos últimos hospitales incorporados a la sanidad pública, el de Santa Lucía y Los Arcos

mar 04 junio 2013. 17.03H

Redacción. Murcia
El presidente del Gobierno regional, Ramón Luis Valcárcel, ha celebrado que el Gobierno murciano "no ha tenido que cerrar colegios ni quirófanos ni centros de salud", y ha glosado el "esfuerzo" realizado para poner a pleno rendimiento los dos últimos hospitales incorporados a la sanidad pública, el de Santa Lucía y Los Arcos.

Ramón Luis Valcárcel en el Pleno de la Asamblea.

En 2012 "se invirtieron casi seis millones de euros en infraestructuras de atención primaria", de forma que, a pesar de la difícil situación económica "no se ha detenido la inversión en infraestructura sanitaria", ha destacado el presidente del Ejecutivo en defensa de la gestión de la consejera de Sanidad, María Ángeles Palacios.

Valcárcel ha lamentado que la crisis "supera con mucho las competencias autonómicas para su solución". A su juicio, su "solución pasa por la adopción de medidas a nivel nacional y europeo". En este sentido, ha asegurado que está dispuesto "a mantener el sistema sin titubear y sin dar un paso atrás. No estamos dispuestos a renunciar a unos mínimos, ese es nuestro compromiso".

A su parecer, el esfuerzo presupuestario de todos los murcianos "no ha sido tenido en cuenta en la financiación", por culpa de un sistema "injusto y arbitrario", que hace que los murcianos perciban "182 euros menos por habitante y año respecto a la media nacional". De ahí que considere que haya que tener en cuenta "la situación especialmente compleja de la Región".

Válcarcel ha evitado reiterarse durante el debate sobre lo anunciado este fin de semana por él mismo: será su último mandato al frente del Gobierno y el Partido Popular murcianos. En declaraciones a Radio Nacional de España (RNE), el presidente de Murcia vino a decir que veinte años son suficiente tiempo dedicado a la política y que, pese a que aún le gusta el servicio público, sobre todo en el ámbito autonómico, “rotundamente no voy a repetir, no voy a volver a presentarme como candidato”.