14 nov 2018 | Actualizado: 18:45
Jueves, 11 de abril de 2013, a las 18:20

Redacción. Madrid
La Comunidad de Madrid ha creado la figura de un supervisor, con rango de director general, para el seguimiento y control de los centros sanitarios de gestión indirecta, cuyo objetivo será supervisar la atención que se acomete en los hospitales externalizados de la región.

Manuel Molina.

Según ha explicado el consejero de Presidencia y Justicia y portavoz del Gobierno regional, Salvador Victoria, ha indicado que el Consejo de Gobierno ha procedido al nombramiento del actual portavoz del PP en el Ayuntamiento de Fuenlababra, Manuel Molina Muñoz, como titular de la recién creada Dirección de Supervisión y Control de los Centros de Gestión Indirecta.

En este sentido, el Consejo de Gobierno ha aprobado un decreto sobre seguimiento y control de calidad de la asistencia sanitaria que, según Victoria, permitirá hacer públicos los indicadores de resultados de todos los centros sanitarios de gestión directa e indirecta.

La normativa crea a su vez una comisión asesora formada por sociedades científicas y profesionales del sistema sanitario que abordarán los informes de resultados y, a la vez, crea la mencionada figura del supervisor con rango de director general de seguimiento y control de los centros sanitarios de gestión indirecta.

Hay que recordar que el Plan de Sostenibilidad para el sistema sanitario que impulsa el Gobierno regional incluye entre sus medidas ampliar la gestión externalizada a los seis nuevos hospitales de la región y a 27 centros de salud.

 Una dilatada trayectoria en la Consejería de Sanidad

Manuel Molina, inspector médico, es un técnico con una dilatada experiencia en la administración sanitaria. Ha sido coordinador provincial de Inspección de Servicios Sanitarios de Madrid, subdirector general de Coordinación Administrativa del Insalud; y en la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid ha desempeñado cargos de alta dirección como su etapa al frente de la Agencia Antidroga, y de la Dirección General de Ordenación e Inspección.

Molina ha trabajado en la Consejería de Sanidad madrileña a la órdenes de sus últimos tres titulares, Manuel Lamela, Juan José Güemes, y Javier Fernández-Lasquetty. En 2011 fue elegido portavoz y presidente del Partido Popular de Fuenlabrada y dejó por un tiempo la Administración sanitaria. Ahora vuelve, dimitiendo de sus responsabilidades en el PP de esta ciudad del sur de Madrid.