Redacción Médica
18 de julio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 09:05

Una consulta de alta resolución tratará a los pacientes diabéticos

Se pondrá en marcha un proyecto piloto que, poco a poco, se extenderá al resto de la región

Jueves, 31 de julio de 2014, a las 17:39
Redacción. Mérida
El consejero de Salud y Política Sociosanitaria, Luis Alfonso Hernández Carrón, ha presentado junto al director general de Planificación, Calidad y Consumo, Manuel Granados, el Plan Integral de Diabetes (Pidia) que, entre otras medidas, pondrá en marcha una consulta de alta resolución, de forma que se aglutinen en una única visita todas las consultas a las que tienen que acudir estos pacientes.

El consejero de Salud, Luis Alfonso Hernández Carrón (izq.), y Manuel Granados, director general de Planificación, Calidad y Consumo.

En un primer momento se realizará una prueba piloto con pacientes insulinodependientes tipo 1, es decir, con niños y adolescentes, en alguno de los centros sanitarios de la región, si bien aún está por decidir cuál será. Pasado este periodo, y en función de la “operatividad de la consulta, se irá ampliando al resto de pacientes diabéticos y al resto de centros sanitarios extremeños”.

Junto a esta medida, el Pidia abarcará tres áreas de actuación e incluirá un total de 12 objetivos y 71 líneas de intervención que irán desde el fomento de una alimentación saludable y la práctica deportiva, hasta una atención sanitaria destinada a frenar la incidencia de la diabetes entre la población extremeña.

En este sentido, Hernández Carrón ha destacado que también se va a poner en marcha una campaña para la detección precoz de la enfermedad en las oficinas de farmacia y constará de una encuesta voluntaria a los pacientes sobre los factores de riesgo que prevalecen en la sociedad extremeña.

Otra de las novedades ha sido la puesta en marcha de un estudio de “necesidad y viabilidad” de atención al diabético en el modelo asistencial del Hospital de Día. En este sentido, el centro estará dirigido a pacientes que, bajo la supervisión del especialista, necesitan recibir tratamiento o atención continuada, pero que no requieren internamiento hospitalario. El Hospital de Día estaría ubicado en el mismo módulo que las consultas de endocrinología y será concebido también “como un dispositivo de alta resolución”.

Por su parte, Granados ha valorado este plan de forma positiva, pues aborda una enfermedad que es el paradigma de las dolencias crónicas y una de las enfermedades más invalidantes que existen. En este sentido, ha desgranado las tres áreas de actuación clave del Pidia: la promoción de la vida saludable y la prevención de la diabetes; la atención sanitaria a las personas con diabetes, y el análisis de los instrumentos de apoyo y seguimiento de la enfermedad a través de las nuevas tecnologías.