Redacción Médica
18 de julio de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 16:00
Sábado, 07 de enero de 2012, a las 16:00

J. Sayagués.

Redacción. Mérida
La consejera de Salud y Política Social, Jerónima Sayagués, anuncia su intención de “entablar un contacto” con su homólogo de la región portuguesa del Alentejo para para abordar la deuda que este territorio mantiene con el Servicio Extremeño de Salud (SES).

La Unidad Local de Sanidad del Norte del Alentejo (Ulsna) comunicó hace unos días que se saldará la deuda con el SES por la prestación de servicios en el Hospital Materno Infantil de Badajoz, cifrada en 2,3 millones de euros por el Gobierno extremeño.

Sin embargo, Sayagués ha subrayado que todavía “no se han puesto en contacto” con el Ejecutivo regional para departir sobre esta cuestión, de modo que solicitará un encuentro formal.

“Nosotros queremos seguir manteniendo las prestaciones que les estamos dando”, precisa en alusión a la asistencia a las embarazadas alentejanas, pero considera que “con la crisis esto no se puede soportar”.

Por otra parte, ha mencionado la advertencia de los sindicatos sobre un aumento de los pacientes portugueses en la sanidad extremeña a consecuencia de la medida lusa de cobrar por acudir a urgencias y ha aclarado que habrá que analizarlo a “largo plazo”, y prefiere esperar “a ver qué pasa y entonces ya se tomarán las medidas oportunas”.