17 nov 2018 | Actualizado: 19:00

Sanidad fomenta una alimentación saludable y la práctica regular de ejercicio físico

Pretende implicar a familias, escuelas y empresas alimentarias en la lucha contra esta enfermedad

Martes, 11 de enero de 2011, a las 18:23

Luis Truan.

Redacción. Santander
La Consejería de Sanidad del Gobierno cántabro implicará a las familias, la escuela y las empresas alimentarias en una nueva estrategia de salud pública con la que pretende fomentar una alimentación saludable y la práctica regular de ejercicio físico para atajar la obesidad en la población infantil y adolescente de la región.

Actualmente, el 28 por ciento de los niños cántabros de entre 2 y 17 años tiene exceso de peso y un 7 por ciento de ellos son obesos, un problema que “si no se corrige pronto” puede conducir a que por primera vez haya una generación de jóvenes con una esperanza de vida menor que la de sus padres. Ante esta situación, la Consejería ha decidido poner en marcha un Programa de alimentación saludable y actividad física en la infancia y adolescencia que actuará en cuatro niveles: el sanitario, el escolar, la familia, y las empresas del sector.

Y es que, para Sanidad, es necesaria la implicación de toda la sociedad para luchar contra la obesidad, considerada por la OMS (Organización Mundial de la Salud) “la epidemia del siglo XXI”.

El consejero, Luis Truan, acompañado del director general de Salud Pública, Santiago Rodríguez, ha presentado en rueda de prensa el programa que, entre otras cosas, difundirá hábitos saludables entre los menores, formará a sus padres, y tratará de implicar a la industria alimentaria para reducir el uso de sal en algunos alimentos y para utilizar aceites y grasas saludables.