Redacción Médica
25 de septiembre de 2018 | Actualizado: Lunes a las 19:05

Sanidad defiende restringir los programas de tarde ante las críticas del PP

Roldós ha considerado que por primera vez en la historia del SCS se ha adoptado una medida “inédita”

Martes, 20 de diciembre de 2011, a las 13:57

Redacción. Santa Cruz de Tenerife
La consejera de Sanidad, Brígida Mendoza, sostiene que no se han suspendido los programas de tarde en los hospitales públicos, sino que hay una "restricción" para optimizar los servicios, mientras que la diputada del PP Mercedes Roldós cree que, con más de 20.000 personas en lista de espera, no puede haber "recursos ociosos".

Brígida Mendoza y Mercedes Roldós.

La discrepancia entre la consejera de Sanidad y la diputada popular se ha producido en la Comisión de Sanidad del Parlamento de Canarias, en la que Brígida Mendoza ha afirmado que se han restringido los programas especiales de tarde y continúa la atención en horario vespertino para las patologías vitales o de relevancia, como las oncológicas.

"El Servicio Canario de la Salud (SCS) no ha cerrado ni va a cerrar ningún quirófano, que están abiertos para las intervenciones programadas en horario de mañana y de tarde", ha señalado la consejera, quien apuesta "por la sostenibilidad del sistema y el mantenimiento de los puestos de trabajo, y por que no haya recursos ociosos ni de mañana ni de tarde". Ha explicado que la actividad de tarde se concentra en un 70 por ciento en el primer semestre del año y después se reduce, especialmente la actividad quirúrgica.

Mercedes Roldós ha considerado, por el contrario, que por primera vez en la historia del SCS se ha adoptado una medida "inédita" y, a su juicio, contraria al objetivo de reducir los tiempos de espera que se incluye en el pacto de gobierno entre CC y PSC.

Ha afirmado que en horario de tarde se han realizado unas 41.000 pruebas diagnósticas y 33.800 consultas y ha opinado que, con la suspensión de esta actividad, va a aumentar la lista y la demora media, que es el número de días que espera un paciente para una consulta especializada, una prueba diagnóstica o una intervención quirúrgica.

Según la diputada popular, lo que ocurre es que la consejera se quedó en septiembre "sin dinero para pagar a las farmacias" y lo buscó "como fuera", por lo que recurrió al capítulo de gastos corrientes de los hospitales públicos.

Ha añadido además que el exconsejero de Sanidad Fernando Bañolas (CC) le dejó la Consejería "de aquella manera", a lo que la titular del área, Brígida Mendoza, le ha respondido que fue precisamente Mercedes Roldós en su etapa al frente de este departamento la que dejó un presupuesto "diezmado".

La diputada del grupo Nacionalista Canario María del Mar Julios ha señalado que, en materia sanitaria, no se puede "seguir haciendo lo de siempre porque la fórmula de café para todos no es la mejor para disminuir las listas de espera", y reivindicar la jornada de tarde "o peonadas, como se consideran en el argot sanitario", no es "serio ni una propuesta de progreso ni de sostenibilidad del sistema".

"Estamos hablando de dinero público en un contexto de crisis y no se ha demostrado que el mejor resultado para reducir las listas de espera sea mantener los programas de tarde, que no deben convertirse en una inversión para pagar horas extra", ha manifestado Julios.

La diputada del grupo Mixto Carmen Hernández ha considerado difícil de creer que la suspensión de programas de tarde no impacte sobre la sanidad y se ha preguntado si es que hasta ahora no se optimizaban los recursos, con una lista de espera de más de 23.000 personas.