20 nov 2018 | Actualizado: 19:20

Salud y Bienestar Social pondrán en marcha una historia clínica común

La Generalitat ha aprobado un Plan Interdepartamental de Atención Social y Sanitaria

Martes, 25 de febrero de 2014, a las 17:14
Redacción. Barcelona
La Generalitat de Cataluña ha aprobado la puesta en marcha de un Plan Interdepartamental de Atención Social y Sanitaria (Piass), una iniciativa que establece un nuevo marco de colaboración entre las consejerías de Salud y Bienestar Social con el objetivo de garantizar la continuidad asistencial para las personas con necesidades sanitarias y sociales y la máxima eficiencia en el uso de los recursos. Según ha explicado el consejero de Presidencia y portavoz del Gobierno catalán, Francesc Homs, esta iniciativa pretende “reorientar” servicios públicos en una sociedad que cada vez vive más años.

Los consejeros de Bienestar Social, Neus Munté, y de Salud, Boi Ruiz.

“Se trata de compartir conocimientos, capacidades, instrumentos y datos para configurar una red interrelacionada e integrada de servicios a los usuarios”, ha señalado Homs, que ha apuntado que entre otros aspectos, se va a configurar una historia clínica común, sumando las ya existentes en ambos sistemas, y se va a reforzar la colaboración de ambas consejerías en distintos niveles, desde las residencias de ancianos y discapacitados a la red pública sanitaria y de salud mental, pasando por los servicios sociales básicos y la red de larga estancia sociosanitaria.

Con esta iniciativa se diseñará un “nuevo escenario” de asistencia sociosanitaria, para lo que se creará un gran sector de atención de larga duración que incluya todos los servicios sociales actuales, así como los servicios de larga estancia sociosanitaria y de salud mental. Según ha destacado la Generalitat en un comunicado, este acuerdo “amplía y mejora” el anterior Plan Interdepartamental de Interacción de los Servicios Sanitarios y Sociales, “ya que tiene en cuenta otras situaciones más allá de las enfermedades crónicas”.

La revisión del modelo actual requiere, entre otros aspectos, identificar claramente el ámbito de intervención y todos los agentes implicados en la transformación del sistema, con una mención especial a las instituciones locales, ha destacado la Generalitat. De esta manera, el Plan aprobado permitirá “definir con mayor detalle los instrumentos comunes que tendrán que emplear estos actores para garantizar una atención social y sanitaria integral e integrada que permitan desarrollar el modelo colaborativo para la planificación de intervenciones conjuntas entre los profesionales de los diferentes ámbitos”.