Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 19:30

Rudi asegura que las reformas van a hacer sostenible la sanidad

Ha señalado que hay que hacer de la austeridad “un principio de conducta” porque es “el precio de nuestra libertad”

Lunes, 14 de mayo de 2012, a las 00:21

Redacción. Zaragoza
La presidenta del PP en Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha asegurado este domingo que las reformas emprendidas por su partido van a hacer que el modelo educativo y sanitario sean sostenibles en el futuro porque "eso es lo que importa para mantener el estado del bienestar".

Luisa Fernanda Rudi, presidenta del PP de Aragón.

"No somos reformistas por obligación sino por convicción", ha dicho la además presidenta de la Comunidad aragonesa para explicar que las reformas "son buenas" porque "solo permanece lo que se reforma", aunque la crisis también "obliga a ello".

Así lo ha subrayado Rudi durante la clausura del XII Congreso Regional del PP en el que ha sido reelegida como presidenta del partido en la comunidad autónoma en un acto en el que ha estado arropada por la secretaria general, María Dolores de Cospedal.

Rudi ha asegurado que en España "hay mucho más compromiso que malestar" y "más coraje que desaliento", sin embargo ha reconocido que el malestar y el desaliento están "organizados y parece que son más" por eso "hay que trabajar para que ese malestar no nos derrote ni nos venza".

El objetivo del PP es, ha dicho, "evitar que la sociedad inicie un ciclo depresivo de largo alcance" pero ha advertido de que de la crisis "sólo saldremos juntos".
Para lograrlo, Rudi ha señalado que hay que hacer de la austeridad "un principio de conducta" porque es "el precio de nuestra libertad" y "no queremos que Aragón y España estén en manos de los mercados" y para eso "no se puede gastar lo que no se tiene".

En Aragón, ha dicho su presidenta "se ha puesto fin a un ciclo político en el que "cada día se planeaba el mejor itinerario para el caos" con el objetivo de convertirla en una "Comunidad solvente, seria y sólida" y en líderes del sur de Europa.

Por eso considera necesario mantener el gasto público "bajo control" y "en su justa medida" porque cuando se hace buen uso aumenta la renta de las familias, el estado del bienestar y el sistema jurídico se fortalecen, las instituciones se prestigian y se crea una sociedad "más libre, más dinámica y más emprendedora".

Ha recordado que durante el Gobierno del PP en España se logró el equilibrio presupuestario, creció el PIB, la renta de las familias y las pensiones, se incrementó casi un 80 por ciento el gasto sanitario y aumentó el gasto en educación por alumnos, mientras que "siete años de gobierno socialista han bastado para destruir todo el progreso social que muchos españoles en treinta años de democracia habíamos logrado alcanzar".

Según Rudi, el proyecto reformista del PP es el de la mayoría, el de todas las clases sociales y de los que menos tienen pero se enfrenta a "dos grandes enemigos" la "inmovilidad y el radicalismo" con el "desprecio por el interés general", el pretender imponerse sobre la mayoría de los ciudadanos e "imponer sus manías, caprichos e intereses" como denominador común.

"Nos amenaza una decadencia perfectamente evitable y por eso tenemos el deber de evitarla" pero "no para una vida peor ni que la vida de los aragoneses se sometan a la tiranía de los mercados" sino que lo que propone el PP es un "esfuerzo para recuperar la libertad y vencer a la sumisión". Y para ello no hay que tener miedo a la verdad que "sólo nos puede hacer daño si tratamos de ignorarla" porque la crisis "es el resultado del miedo a decir la verdad".