Redacción Médica
22 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 11:05
Martes, 19 de marzo de 2013, a las 17:10

Redacción. Vitoria
Los Gobiernos de País Vasco y Cataluña han anunciado que recurrirán al Tribunal Constitucional la decisión de suspender la financiación al sistema de dependencia del Ejecutivo central al entender que con ella se vulneran “competencias autonómicas”.

El consejero de Presidencia catalán, Francesc Homs, ha justificado la medida aprobada por el Consejo alegando que suspender las aportaciones que el Estado tendría que hacer a las autonomías por la Ley de Dependencia “vulnera los principios de lealtad institucional y autonomía financiera”. Del mismo modo, el Gobierno vasco ha asegurado que “el Estado tiene que dejar de intervenir en la dependencia para que lo hagan las instituciones vascas pertinentes”.

Iñigo Urkullu y Artur Mas, lehendakari y presidente de la Generalitat respectivamente,

En el caso del País Vasco, se ha decidido interponer un recurso de inconstitucionalidad contra varios aspectos de los Presupuestos Generales del Estado para los años 2012 y 2013. Entre ellos se encuentran, además de la dependencia, la remuneración de los funcionarios mediante aportaciones a sus Entidades de Previsión Social Voluntaria (EPSV), la posibilidad de incorporar efectivos a las plantillas y las reservas de crédito para el Servicio Público de Empleo Estatal.

El portavoz del Gobierno, Josu Erkoreka, se ha encargado de anunciar una medida cuyos motivos son “exclusivamente competenciales”. “Estos recursos no atacan las opciones económicas tomadas por el Estado”, ha aclarado.

En Cataluña, la reclamación al Constitucional viene acompañada por otros tres recursos contra el Estado en materia de tributos, comercio y ocupación.