Redacción Médica
20 de septiembre de 2018 | Actualizado: Jueves a las 18:50
Martes, 24 de enero de 2012, a las 13:20

Oliván durante su visita a las dependencias sanitarias y de bienestar social de Tarazona.

Redacción. Zaragoza
El consejero de Sanidad, Bienestar Social y Familia, Ricardo Oliván, considera que la atención a los pacientes de zonas limítrofes debe basarse en la “lógica” geográfica y apuesta porque estos ciudadanos acceden a los centros sanitarios “más próximos”. No obstante, cree que está cuestión, que últimamente ha dado lugar a varias polémicas entre homólogos autonómicos, debe abordarse en el próximo Consejo Interterritorial.

El objetivo, según Oliván, es “buscar una solución única” a la asistencia sanitaria en las zonas limítrofes. Y entre las alternativas que se puedan plantear el titular autonómico de la sanidad confía en que se basen en criterios de eficiencia.

En lo que a su comunidad autónoma se refiere el consejero asegura que mantiene “buenas relaciones” con Navarra. En concreto, Oliván afirma que la atención de las urgencias sanitarias de los turiasolenses en el Hospital Reina Sofía de Tudela se realiza “sin ningún problema” gracias a la “buena voluntad” existente entre ambas comunidades.

El consejero de Sanidad, Bienestar Social y Familia ha hecho estas declaraciones durante su visita el centro de salud y alta resolución de Tarazona y las instalaciones del Hogar Doz y el Hogar de mayores ‘Moncayo’. “Hay que dar el mejor servicio utilizando todas las instalaciones disponibles y a aquellas que quedan infrautilizadas se les deben dar otros usos”, sostiene Oliván en referencia a los citados centros.