12 nov 2018 | Actualizado: 18:50

Iñaki Peralta: “Queremos facturar un 10 por ciento más cada año”

Asegura que la desgravación del seguro “no es una ayuda, sino justicia social”

Sábado, 22 de marzo de 2014, a las 13:50
Carlos Cristóbal. Madrid
Casi dos décadas después de su llegada a Sanitas, Iñaki Peralta se encuentra en pleno periodo de adaptación al último reto de su carrera. Nombrado director de seguros hace tres meses, afronta esta nueva etapa “con muchísima ilusión y muchas ganas”, y totalmente identificado con la línea estratégica de una compañía cuyos objetivos están marcados por una palabra: excelencia.

En primer lugar, enhorabuena por su nombramiento como director de Seguros. ¿Cómo afronta esta nueva responsabilidad?

La afronto, como no puede ser de otra manera, con muchísima ilusión y muchísimas ganas. Poder liderar una de las mejores compañías, no solo de nuestra industria sino de todo el país por tradición, resultados o número de clientes, es un honor. Por decirlo de alguna manera, es como que a uno le pidan que entrene a uno de los mejores equipos de España. Y si además has crecido en las ‘categorías inferiores’, todavía más. Que después de pasados unos años en una compañía, como es mi caso, crean que eres la persona que mejor encaja para liderarla es un orgullo que te hace sentir muy satisfecho y muy ilusionados.

Iñaki Peralta asumió en diciembre la Dirección de Seguros de Sanitas.

¿Cómo ha sido el proceso de adaptación a su nuevo cargo?

Se trata de un proceso muy distinto al que probablemente llevaría una persona llegada de un medio exterior. Creo que hay dos cosas que son relevantes en mi caso, y que han ayudado mucho a mi ‘aterrizaje’. En primer lugar está el hecho de que lleve ligado al entorno profesional de Sanitas desde 1996. Eso te permite conocer la casa, las estrategias que se han llevado a cabo, los productos… pero creo que lo más importante es que conoces a muchísimos compañeros, y eso es básico en un proceso de esta naturaleza.

El hecho de llevar mucho tiempo en la misma casa me ha permitido, además, ser director general de otra de las compañías de Sanitas (Hospitales y Nuevos Servicios) y por tanto miembro del Comité de Dirección. Creo que son cosas que han ayudado mucho a facilitar este aterrizaje y a las que habría que sumar mi experiencia en el sector asegurador. Resulta muy importante saber quiénes son los clientes, de dónde vienen, etc. Todo eso ayuda a poder empezar a pensar desde muy pronto cuáles son los pilares estratégicos en torno a los que tiene que girar la gestión del equipo.

¿Y cuáles son esos pilares?

Nuestra prioridad va a ser centrarnos en el cliente. Desde Sanitas nos vamos a centrar en varias cosas. La primera de ellas va a ser intentar aumentar el nivel de satisfacción de nuestros clientes. Y no porque el actual sea malo, ni mucho menos, sino porque me gustaría que fuera absolutamente espectacular. Y en ese proceso de mejora de la satisfacción atisbo una mayor intensidad en la relación con el cliente. Queremos que sea lo más estrecha posible, y estamos convencidos de que vamos a conseguirlo.

Alcanzar nuestros objetivos pasa por establecer una serie de fórmulas imaginativas y genialidades con las que consigamos sorprender. Creo que abrimos una etapa en la que vamos a sorprender a nuestros clientes de una forma muy satisfactoria. Esa capacidad de innovación es nuestro gran activo y sobre él tenemos que trabajar para diferenciarnos de la competencia.

¿Su equipo ya ha tenido tiempo para poner en marcha alguna estrategia concreta?

Sí, hemos hecho cosas. Hemos puesto algunas iniciativas en marcha, y tenemos pensado emprender muchas más. Por ejemplo, estamos trabajando para que nuestra plataforma médica se oriente como asesor de salud con el que aportar más valor al servicio que damos a nuestros clientes. Esta es una de ellas, pero habrá muchas otras.

¿Qué panorama se ha encontrado Iñaki Peralta a su llegada a la división de Seguros? ¿Hay mucho que cambiar?

Lo cierto es que contamos con una plataforma fantástica. Mi trabajo de estas semanas está consistiendo en ver qué pequeños ajustes podemos ir haciendo sobre esta estrategia tan fantástica, y que cuenta con muchas cosas que están funcionando muy bien. Estamos viendo qué podemos hacer para lograr alcanzar esos niveles de satisfacción de los que hablábamos antes y que, en consecuencia, nos lleven a unos buenos resultados financieros. Decir que hay mucho que cambiar podrí ser un buen titular, pero lo cierto es que estaría faltando a la verdad. Como en todos los lugares donde he estado, intentaré aportar junto a mi equipo pequeñas ‘cosillas’ que contribuyan a mejorar la ya de por sí fantástica situación en que nos encontramos.

Más allá de la apuesta por el cliente, ¿se han marcado algún objetivo?

Como he comentado, el objetivo primordial es establecer un entorno de satisfacción lo más alto posible. Lo que verdaderamente nos gustaría que el 90 por ciento de nuestros clientes considerara como excelente el servicio que les prestamos. Estoy convencido que, alcanzado esto, todo lo demás va a llegar. En el plano económico, esperamos tener muy buenas noticias financieras. Establecer crecimientos anuales de en torno al diez por ciento de la facturación sería una de nuestras ambiciones.

Teniendo en cuenta los resultados anuales, con las primas creciendo pero los asegurados ‘estancados’, ¿podría decirse que el seguro de salud se encuentra en un buen momento?

Yo diría que la industria se encuentra en un buen momento. Si comparamos nuestros resultados con los de otros ramos de actividad, hablar de una mala situación sería casi insultante. Es verdad que con la que viene cayendo en este país desde 2008, decir que este no es un buen sector sería temerario y, seguramente, habría compañeros míos de facultad o máster me llamarían para pedirme que deje de quejarme.

El sector asegurador es una industria fantástica en la que se pueden hacer muchas cosas. Como es lógico dadas las circunstancias, no estamos teniendo los crecimientos de hace diez años. Pero de ahí a decir que no vivimos un buen momento, tampoco sería justo. Yo diría que estamos en un buen lugar.

Desde el sector se reclama más ayuda de la Administración. En ese sentido, ¿cómo se ha tomado en Sanitas la ampliación de los conceptos retributivos, que afecta directamente al seguro colectivo?

Yo no creo que el sector asegurador necesite ayuda de ningún tipo. Lo que sí es cierto es que este tipo de pólizas genera una liberación en el gasto público, por lo que entiendo que debería acarrear alguna bonificación.
Con respecto a la decisión del Gobierno, nos lo hemos tomado con mucha deportividad, como no puede ser de otra forma en casos como este. A pesar de ello no podemos estar, al igual que el resto del sector, preocupados por el impacto que pueda tener. Además no nos parece justo, porque creemos que cualquier acto que repercuta en aliviar el sistema público debería ser recompensado.

También se está hablando de la posible desgravación fiscal del seguro médico a las familias con hijos.

No considero que sea una ayuda al sector, sino un acto de justicia social. Cualquier persona, particular o empresa, que opta por un seguro privado alivia al sistema público. Nosotros, como miembros de IDIS, apoyamos e incentivamos la desgravación fiscal tanto a particulares como a empresas ya que consideramos que es lo más justo.

Uno de los principales foco de actualidad de Sanitas en los últimos meses se ha centrado en su salida del modelo Muface. ¿Cuál es su visión de lo ocurrido?

Nosotros entramos en Muface hace dos años, con unas expectativas de clientes y financieras. El resumen es que esas expectativas no se han cumplido, y han estado lejos de lo que nosotros pensamos. Con la misma sencillez que decidimos apostar y entrar en el modelo, optamos por salir.