Redacción Médica
24 de septiembre de 2018 | Actualizado: Lunes a las 09:15

Ningún español procedente de Japón está afectado por la radiactividad

La ministra de Sanidad explicó por audioconferencia a los directores generales de Salud Pública de las autonomías el protocolo médico y de seguridad nuclear ofrecido a los viajeros en Torrejón

Viernes, 25 de marzo de 2011, a las 13:36
María Márquez / Imagen: Miguel Ángel Escobar. Madrid
Con motivo de la llegada del primer avión fletado por el Gobierno con españoles procedentes de Japón, la ministra de Sanidad, Leire Pajín, ha querido compartir con la prensa su intervención en la audioconferencia de la Comisión de Salud Pública del Consejo Interterritorial a través de la cual ha explicado a los directores autonómicos qué medidas se tomarían con los 153 viajeros procedentes del país nipón. Seis equipos médicos y técnicos del Consejo de Seguridad Nuclear les esperaban en la base aérea de Torrejón para someterles a una revisión voluntaria en la que finalmente participaron 119 de ellos con resultado negativo, según fuentes ministeriales. Por otro lado, la ministra ha mandado un mensaje tranquilizador sobre la seguridad alimentaria: España seguirá las directrices europeas de prevención si bien los productos japoneses que podrían llegar a nuestro país no están contaminados.

La ministra de Sanidad acompañada por Roberto Sabrido, presidente de la Aesan; el secretario general de Sanidad, José Martínez Olmos, y la directora general de Salud Pública, Carmen Amela.


79 españoles y 35 familiares (acompañados por personal diplomático y ciudadanos de otro países) aterrizaban a las 14.30 horas de ayer en la base aérea de Torrejón. Les esparaba un dispositivo de revisión voluntaria, tal y como recalcó la ministra, ya que se trata de personas que han permanecido fuera del área de impacto de la central nuclear. El resultado ha sido que ninguno de los 119 viajeros analizados, así como el equipaje y el avión han presentado signo alguno de radiactividad. De todas formas, en caso de que se registrase algún incidente, Pajín recordó a los directores de Salud Pública la disponibilidad del Hospital Gregorio Marañón, “centro de referencia mundial” en este ámbito, así como de doce centros “acreditados” en diversas autonomías. Según explicaron desde el Ministerio, los viajeros fueron requeridos para completar un pequeño formulario en el que confirmaban que “no habían estado en lugares de riesgo y que tampoco presentaban sintomatología relacionada con una posible radiación”.

No hay riesgo alimentario

Además de la presencia de la directora general de Salud Pública, Carmen Amela, en su comparecencia la ministra estuvo acompañada por el secretario general de Sanidad, José Martínez Olmos, y el director de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aesan), Roberto Sabrido. Y  es que aunque la alarma sobre contaminación alimentaria ya ha empezado a extenderse por Europa, la ministra ha recordado que los productos japoneses que llegan a España solo suponen "el 0,01 por ciento del total de las importaciones", si bien se seguirán las directrices de la Comisión Europea en cuanto a reforzar los controles habituales en aras de la prevención. Fuentes del Ministerio han señalado que el grueso  de esta mercancía es “pescado, salsas y productos preparados”.