17 nov 2018 | Actualizado: 18:20

Navarra sigue liderando la asistencia sanitaria nacional

Comunidad Valenciana y Canarias ocupan los últimos dos puestos según los parámetros de la Fadsp

Lunes, 05 de septiembre de 2011, a las 22:40
María Márquez / Imagen: Pablo Eguizábal. Madrid
La Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (Fadsp) ha presentado su octavo informe sobre la asistencia sanitaria autonómica con fecha de este mismo mes de septiembre. En el ránking de parámetros básicos (gasto sanitario per cápita, número de camas, tarjetas sanitarias por facultativo…), pocas novedades con respecto al año anterior e incluso con 2009. Navarra sigue liderando la pole de la mejor asistencia sanitaria seguida de Asturias, mientras que en el extremo opuesto permanecen inamovibles (desde 2004) Valencia y Canarias. Castilla y León sube enteros y logra el bronce desde la mitad de la tabla que había ocupado los últimos años.

El ranking y los recortes sanitarios.

La Fadsp utiliza un total de veinte parámetros distribuidos en financiación, política farmacéutica, valoración de los ciudadanos, listas de espera y privatización sanitaria. En un cómputo global, Navarra, con 63 puntos, es la autonomía mejor valorada en base a estos criterios, una puntuación máxima seguida por Asturias y Castilla y León (54 puntos), y Aragón (53).

Y si Navarra apenas ha cedido el liderazgo en estos últimos ocho años, la mitad de la tabla, con servicios sanitarios “aceptables”, tampoco ha variado mucho y sigue encabezada por País Vasco, Castilla-La Mancha, Cantabria, La Rioja, Extremadura y Cataluña. Asistencia que, según los informes de esta Federación, dista mucho de la proporcionada en Comunidad Valenciana o Canarias, autonomías que repiten en los últimos puestos del ranking.

Un SNS bueno y barato... pero no muy eficiente

Para Marciano Sánchez-Bayle, portavoz de la Fadsp, la tendencia de las autonomías peor situadas “continuará”, al tiempo que señaló el gasto sanitario per cápita como uno de los parámetros más definitorios. Preguntado por el impacto de los recortes anunciados por los nuevos gobiernos del Partido Popular, señaló que la clave es que “se produzcan en todas las CCAA de forma similar” para evitar que la inequidad, patente según sus informes, empeore. Reconociendo que España cuenta “con un buen sistema nacional de salud teniendo en cuenta su bajo coste”, abogó por “aumentar la eficiencia” y llamó la atención sobre el punto de inflexión que supondrá el 20-N.