18 nov 2018 | Actualizado: 19:00

Montoro quiere que el nuevo modelo de financiación cohesione la asistencia sanitaria

El ministro de Hacienda quiere que sirva para que sirva para que ningún ciudadano tenga peores condiciones que otros en el acceso a los servicios públicos fundamentales

Jueves, 15 de mayo de 2014, a las 12:59
Redacción. Málaga
El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, ha pedido este jueves a las comunidades autónomas que no utilicen el debate sobre el nuevo modelo de financiación autonómica para "exhibir banderas de enfrentamientos" y "mirarse de reojo" entre ellas, ya que, según ha advertido, "con el Gobierno de la Nación en ese terreno no pueden contar".

Montoro.

Así lo ha dicho en un desayuno informativo organizado por Fórum Europa en Málaga, donde ha sido presentado por el presidente del PP-A, Juanma Moreno, y al que han acudido, entre otros dirigentes del PP, la delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo; el portavoz del PP-A, Elías Bendodo; y el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre.

Montoro ha asegurado que el Ejecutivo central quiere un nuevo modelo de financiación autonómica que sirva para "que ningún ciudadano tenga peores condiciones que otros en el acceso a los servicios públicos fundamentales", es decir, en "sanidad, educación y servicios sociales y, sobre todo, para que "no haya diferencias ni discriminación entre comunidades autónomas".

Es por ello, según ha expuesto, que las comunidades tienen que "acogerse a ese principio" que el Gobierno pone encima de la mesa pero "no mirándose de reojo territorio a territorio, sino de ciudadano a ciudadano y haciéndose esta pregunta: ¿están algunos discriminados en el acceso público a servicios fundamentales?".

Para el ministro, por tanto, el debate sobre el modelo de financiación autonómica "no puede ser motivo de enfrentamiento y controversia" en España sino "todo lo contrario", la "garantía en la prestación del servicio público", ha insistido.

En ese sentido, ha pedido a todas las comunidades que afronten este "debate con racionalidad" y hablen "positivamente de lo que podamos alcanzar" en ese terreno, donde no pueden contar con el Ejecutivo central "para exhibir banderas de enfrentamientos".

Montoro ha puesto como ejemplo de "negociación" y de "integración política sobre la integración económica" a la propia Unión Europea, a la que se ha referido como un "proyecto de convivencia y tolerancia".

Por ello, se ha mostrado confiado en ser capaz de aprobar un nuevo modelo de financiación autonómica por "unanimidad". "Yo lo voy a volver a intentar, pero necesito la colaboración de todos", ha recalcado.

Responsabilidad con el déficit público

De otro lado, aunque en relación con las comunidades autónomas, Montoro también se ha referido al déficit público de las administraciones para advertir de que "lo que nos está sacando de la crisis" no es "gastar sin tener ingresos", sino lo contrario.

Así pues, ha lamentado que haya quien "presuma de déficit público" porque, a su juicio, "presumir de cuentas deficitarias es ser un obstáculo a la recuperación económica de su ámbito de gobierno", sea éste nacional, regional o municipal.