Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 19:15

Manises reduce en un 8% el gasto energético por su plan de eficiencia en 2014

Entre otras cuestiones, ha sustituido el sistema de iluminación del parking por tecnología led

Viernes, 16 de enero de 2015, a las 13:11
Redacción. Valencia
El Hospital de Manises ha acabado 2014 con una reducción de un ocho por ciento de su gasto energético global gracias a la puesta en marcha de un plan de gestión sostenible que ha llevado a cabo, entre otras acciones, la sustitución del sistema de iluminación del parking por tecnología led, con consumos inferiores a lo convencional, y el aprovechamiento  de su planta solar térmica con el objetivo de reducir el consumo de gas natural en la generación de agua caliente sanitaria.

Vicente Gil Suay, gerente del Hospital de Manises.

 “Creemos que es posible reducir el impacto medioambiental derivado de nuestra actividad diaria. Crear un mundo mejor y más sostenible es uno de los objetivos prioritarios de Manises y en ello vamos a seguir trabajando durante los próximos dos años”, ha dicho Rafael Vañó, responsable de Servicios Generales del área de salud.
 
Por otro lado, la optimización de las placas fotovoltaicas ha sido otro factor de ahorro ya que alimentan durante 14 horas al día el consumo equivalente a toda la iluminación del hall principal del hospital. A lo largo del año, el centro hospitalario también ha instalado un sistema de monitorización en tiempo real de los principales consumos eléctricos del hospital y los centros de salud y especialidades. “El seguimiento nos proporciona información de cómo y cuánto consumimos para poder optimizar horarios y consignas de funcionamiento”, ha apuntado Vañó.

Con la puesta en marcha de estas acciones, el centro ha logrado importantes certificaciones en materia medioambiental. Así, ha obtenido la ISO 50.001 de gestión energética y la ISO 14.604 de la huella de carbono. El Hospital de Manises también está adherido a la Red Global de Hospitales Verdes y Saludables, una comunidad mundial de hospitales, sistemas de salud y organizaciones que buscan reducir su huella ecológica y promover la salud ambiental pública.
 
Además de todas las acciones puestas en marcha por el centro, cabe destacar que el propio edificio del Hospital de Manises ya se diseñó como una construcción sostenible ambientalmente gracias a su orientación, los materiales empleados, el tratamiento de la luz natural, los sensores de presencia, temporizadores, el sistema de control de iluminación y el sistema de gestión centralizada, que permite un mayor control y optimización de la instalación.
 
El edificio cuenta con un parque solar de 300 metros cuadrados, instalado en la cubierta del edificio, que permite generar aproximadamente 12.000 litros diarios de agua caliente sanitaria para autoconsumo. También cuenta con 250 captadores solares capaces de producir 40.000 Wp de energía eléctrica. Asimsimo, está dotado de sistemas para evitar la contaminación cruzada y recuperar energía, así como de sensores para el bombeo de agua de refrigeración y calefacción. Los sistemas de distribución de aire por caudal variable, las calderas de alto rendimiento y los grupos enfriadores de alta eficiencia contribuyen también al ahorro energético.