Redacción Médica
21 de septiembre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 18:00

Los trabajadores de los hospitales de Pontevedra protestan contra el traslado de pacientes a Santiago

La medida, que afecta a 300.000 pacientes del área integrada de Pontevedra y O Salnés

Martes, 28 de enero de 2014, a las 10:41

Redacción. Pontevedra
La junta de personal de los hospitales Provincial y Montecelo de Pontevedra ha convocado actos de protesta contra el nuevo mapa sanitario que establece Santiago en lugar de Vigo como centro de referencia para todas aquellas especialidades que no están en la cartera del complejo hospitalario pontevedrés.

Varios representantes de la junta de personal, con la presidenta Carmen Revenga a la cabeza, han ofrecido una rueda de prensa en la que lamentaron tanto el traslado de pacientes como la "privatización" del servicio de esterilización y el modelo de gestión clínica del Sergas.

La medida, que afecta a 300.000 pacientes del área integrada de Pontevedra y O Salnés, será contestada en las concentraciones convocadas ante todos los centros sanitarios del área a partir del 28 de enero, todos los martes y los jueves a partir de las 12.00 horas durante 30 minutos. Unas movilizaciones a las que están llamados a participar, según han dicho, tanto el personal sanitario como la ciudadanía en general.

Según ha expuesto Carmen Revenga, la justificación dada por la consejera de Sanidad, Rocío Mosquera, de que esta decisión se adopta para rebajar las listas de espera "carece de base" porque, en especialidades como cirugía cardiaca, se produjo un descenso de pacientes, según ha comentado.

“Hospital comarcal”

En este sentido, otra de las representantes de la junta de personal, Carmela Bas, ha señalado que esta decisión es un "sinsentido" y apuntó que, con este tipo de medidas, "Pontevedra va a reducir su presupuesto hasta convertir su complejo hospitalario en un hospital comarcal".

Los representantes de los trabajadores sanitarios han explicado que la principal consecuencia de la medida será el descenso de recursos humanos y materiales en los centros de la capital.

Además, han indicado que especialidades como Hemodinámica o Radioterapia deberían estar instaladas en el área de Pontevedra y han alegado que el mapa que se está organizando y las últimas medidas adoptadas desde el Sergas dentro del modelo de gestión clínica solo benefician la privatización y, en concreto, han marcado a "Povisa y los propietarios del nuevo Hospital de Vigo".

También han lamentado por parte de la junta de personal que, durante los últimos diez años, no se hayan realizado inversiones sanitarias en Pontevedra.

Los representantes sindicales han reclamado una entrevista con la consejera de Sanidad para exponerle la preocupación que sufren tanto los trabajadores como los pacientes de los centros de Pontevedra y su oposición a los traslados.